CRÓNICA

Karol G en el Antel Arena: una noche llena de éxitos, baile y el canto colectivo de “Tusa”

La cantante colombiana se presentó ayer en el Antel Arena y, a lo largo de un show corto (duró una hora) repasó todos sus éxitos, incluyendo “Tusa”, la canción del momento.

Karol G en el Antel Arena. Foto: Twitter Antel Arena
Karol G en el Antel Arena. Foto: Twitter Antel Arena

“Hoy es un día muy especial para mí porque es la primera vez en toda mi carrera que hago una Arena sola”, le dijo Karol G a sus fanáticos a través de historias de Instagram horas antes del show que ofreció anoche en el Antel Arena. “Fue un montón de tiempo pero… ¿Viste que sí se podía?”, agregó, con una sonrisa, en otro video donde mostraba imágenes del recinto cerrado más grande de Uruguay.

Desde la previa se podía sentir que lo que se iba a vivir en el Antel Arena sería una fiesta para la cantante que en noviembre terminó de consolidar su fama gracias a “Tusa”, su colaboración con Nicki Minaj, que se convirtió en uno de los éxitos más grandes de los últimos meses. Y, el público que casi agotó la función, se acercó al recinto listo para corear y bailar al ritmo de la serie de hits que la colombiana viene grabando desde su disco Unstoppable, de 2017 (aunque su carrera comenzó en 2006).

Camisetas con la tipografía de “Tusa”, unas cuantas pancartas de agradecimiento (“Estar aquí es mi sueño hecho realidad”, escribió una de las asistentes), tiaras con flores de varios colores (iguales a las que se vieron en los recientes shows de los Backstreet Boys), celulares listos para plasmar el momento en historias de Instagram, y miles de veinteañeros y adolescentes vestidos con sus mejores ropas, fueron algunos de los elementos que resaltaron al echar un vistazo a la platea y los anillos del Antel Arena.

Antes de que Karol G saliera a escena, y para terminar de generar el ambiente festivo, por los parlantes del recinto sonó una serie de éxitos de reggaetón (“Que pretendes”, “Morado”, “25/8”, “La canción” y “Vete”) que invitaron que varios de los asistentes empezaran a bailar en sus asientos. Mientras tanto, en el escenario se divisaba una pantalla gigante y cinco sillas metálicas.

A las 21.30, y tras una cuenta regresiva de cinco minutos marcada por un reloj con la tipografía de “Tusa”, Karol G salió al escenario iluminada por flashes de celulares y acompañada del grito de bienvenida del público. “Ey, familia”, se presentó, la colombiana desde el centro del escenario. “Vinimos a cantar, así que arriba todos”, agregó antes de lanzarse sobre “Pineapple”, uno de los éxitos de OCEAN, su disco del año pasado. Mientras seis bailarinas se movían alrededor de las sillas ubicadas en el proscenio, sobre uno de los extremos de una tarima un DJ iba lanzado las pistas de la canción. Mientras tanto, en el otro extremo, una guitarrista y una corista se encargaban de completar la base musical.

“Vamos Uruguay”, dijo Karol G antes de cantar “Mi mala”, su colaboración con Mau y Ricky. No habían pasado cinco minutos del show y el ambiente festivo ya había terminado de consolidarse en el Antel Arena. Abrazos de amigos, el público bailando de pie al ritmo del pulso repetitivo e irresistible del reggaetón y el karaoke colectivo fueron los tres elementos que marcaron lo que sería el resto del recital.

“Gracias, de verdad, por estar aquí. Ya lo dije en mis redes: esta es la primera vez que hago una Arena sola en toda mi carrera”, comentó la cantante luego de terminar “Punto G”. “Estoy temblando. Vinimos a pasarla bien, así que quiero a todo el mundo arriba”, agregó antes de meterse con “Culpables”, una de sus colaboraciones con su pareja, Anuel AA (cuya voz estuvo presente a través de una pista vocal).

Tras el ambiente de baile que definió a las primeras cuatro canciones, Karol G pasó a cantar “A ella”, una canción dedicada a “una mujer que se metió en su relación, no le importó y me quitó a mi pareja”. “Quiero que esta canción la canten como si no hubiese mañana”, agregó antes de encontrarse acompañada por un público que se tomó a pecho la propuesta. A través de arreglos acústicos y la voz de la colombiana al frente (demostrando que su talento vocal no se limita solamente a las canciones bailables), se logró uno de los momentos más coreados por el público. Las otras dos fueron “Ocean” (la otra balada del repertorio) y, claro, “Tusa”.

“Depende de cómo se porten con esta canción, les haré un regalito después”, dijo con su acento de Medellín. Mientras se movía por todo el escenario y saludaba al público del Antel Arena al ritmo de “Dame tu cosita”, la colombiana dio paso a una versión despojada de “Tusa”, la canción más esperada de la noche (“Preparen la voz y la respiración para lo que viene, Uruguay”, adelantó antes de cantarla).

En “Créeme”, la protagonista de la noche bajó del escenario para cantar junto al público de las primeras filas. En un momento, la colombiana se detuvo para saludar a un niño que lloraba de la emoción en las primeras filas. “¿Por qué estás llorando?”, le preguntó al chico, llamado Lautaro. “Porque te amo”, le respondió el joven. Enseguida se escuchó una larga ovación. “Gracias. Además tienes una gorra de Karol G, escarapela y camisa; eso es un fanático de Karol G. Chócalas”, respondió. “Ey, familia, un aplauso para Lautaro”, propuso.

Cuando la energía estaba al máximo, y habían pasado solo 45 minutos de show, la cantante sorprendió al despedirse con “Mi cama”, una de sus canciones más exitosas. “Cuando estaba presentando esta canción, una periodista me dijo que no iba a respetar que, como mujer, yo hubiera dicho que mi cama suena. Yo la miré y le dije: ‘Lástima que la tuya no’”, comentó con una sonrisa antes de dar paso a una de las canciones más bailadas de la noche.

Minutos más tarde, y tras la insistencia del público, Karol G volvió al escenario para cantar los dos hits que publicó recientemente: “China” (grabado junto a Anuel AA, Daddy Yankee, Ozuna y J Balvin) y la versión completa de “Tusa”. El tema llegó luego de la insistencia del público (“Tusa”, “Tusa”, “Tusa” se escuchaba en un grito al unísono desde la platea y los anillos del Antel Arena). Así se dio paso al mejor momento de la noche: celulares en alto, baile colectivo y el canto a todo volumen.

Tras terminar la canción, Karol G dijo: “En algún medio de esos que no me gustan dijeron que tengo que cantar tres veces ‘Tusa’ en un concierto mío para que fuera un gran concierto. Pero no, yo canto ‘Tusa’ las veces que quiera para hacerlos felices a ustedes”. Así fue que volvió a sonar el éxito con Nicki Minaj y el canto colectivo alcanzó la euforia para terminar de consolidar la fiesta del Antel Arena.

“Si todas esas personas que estaban ahí supieran que no podía salir por que las lágrimas no me dejaban. Qué más le puedo pedir a la vida si me ha dado tanto!!! Tengo a Dios, a mi familia, a mi pareja, buena salud, mi carrera exitosa y a TODOS USTEDES ❤ MI PRIMER ARENA SOLA !!!!!! GRACIAS URUGUAY!”, escribió Karol G en su cuenta de Instagram apenas terminó el show.

Aunque se trató de un show corto (una hora exacta) en comparación de lo que suelen ser los recitales de esta magnitud en el Antel Arena, la colombiana optó por ofrecer un repertorio cargado de todos sus éxitos en vez de presentar algunas canciones no tan conocidas (pero igual de buenas) que forman parte de sus dos discos. Así logró que el baile y el canto no decayeran en ningún momento.

Como anunció la colombiana en el show y en sus redes sociales, la del miércoles fue un show cargado de emociones y fue una noche que quedará en la memoria de la artista y del público que la acompañó en lo que fue su primer show en una Arena.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error