VIDEOENTREVISTA

Julieta Rada habla de "Bosque", su nuevo disco: "Me hizo mucho más poderosa"

La cantante uruguaya cuenta los detalles del álbum que lanzará el 9 de agosto, habla de su experiencia con Ciro y Los Persas y más

—Fue largo el proceso o, más bien, la espera entre Corazón diamante y Bosque, el disco que estás por editar.

—Sí, ¿cuántos años pasaron?

—Son como cuatro, ¿no?

—Pah, un montón de tiempo, sí. Es que cambiaron muchas cosas en mi vida, y eso me hizo demorar. Como que en un momento me perdí, y después me encontré y pude grabar el disco.

En el verano de 2018 me dijiste, en una entrevista, que las canciones nuevas hablaban mucho de vos, de tu espiritualidad. Y eso está clarísimo en Bosque: es un disco que va muy hacia adentro.

—Sí, es muy para adentro. Es superpersonal. Bosque es mi mundo interior; habla de mí, de lo que me pasó en este tiempo.

—Y tiene más oscuridad, no es todo feliz.

—Sí. Yo pasé por un momento de oscuridad bastante importante, y de ahí sale la música. De empezar de nuevo, de estar triste, de haberme separado de Nico (Ibarburu) que era mi pareja en todo, y ahí me sentí muy desnuda, perdida. Me tuve que encontrar de nuevo, y eso es todo un proceso que lleva tiempo. Por eso también me demoré.

Julieta Rada. Foto: Darwin Borrelli
Julieta Rada. Foto: Darwin Borrelli

—¿Hubo un bloqueo creativo también?

—No pasó tanto por ahí, sino por no querer dar el primer paso, por decir: ya no me interesa la música, no quiero seguir. Y en un momento toqué fondo y me di cuenta que no puedo no hacer música, porque es lo que amo. Ahí di un paso, me fui a Los Ángeles, me junté con Leo Amuedo, y empecé a componer, y se movió la energía. Hice como tres viajes a Los Ángeles: fui a componer, al año siguiente fui a grabar, y al año siguiente a mezclar.

Tu hermano Matías es el productor del disco. ¿En qué parte del proceso entró y cómo fue trabajar con él?

—Como hermano, opinólogo, productor de vida, está siempre presente. Pero entró cuando empecé a grabar. Y fue todo muy natural, no hubo fórmulas: fue respetar las músicas y que brillaran. El disco es muy minimalista, tiene muy pocos instrumentos, entonces fue muy poquito lo que se sumó y no hubo cosas para sacar o criticar. La base era la máquina de ritmos, la Roland TR-8, y las guitarras; después fuimos sumando colores, pero no queríamos que tuviera más que eso.

—¿Por qué?

—Porque yo venía del Corazón diamante que era supercargado de instrumentos, y quería correrme de ese lugar de muchos virtuosos tocando todo el tiempo. Que está buenísimo, pero me pasaba mucho que yo tocaba en vivo y todo el mundo se copaba, pero me decían: “no se escuchó tu voz”. Y cuando cantaba más a dúo me decían: “qué lindo que cantás”. Entonces quería un disco que luciera más mi voz.

—Y es el primer disco sin la presencia explícita del candombe. ¿Fue una decisión?

—No. Me doy cuenta que no tomo muchas decisiones, voy haciendo cosas y me voy copando. Y casi que no iba a haber ni pulso de candombe. Al final mi padre grabó unos tambores, y es lo único que hay, y después está implícito en algunas canciones. Pero no, era un disco de canciones, sin ninguna pretensión. Lo único que pensé fue: quiero grabar un disco para no morirme, sacar lo que tengo porque me estoy deprimiendo. Este disco fue un escape para salir para adelante.

—¿Y funcionó?

—Funcionó sí. Este disco me movilizó, fue muy relajado de grabar, pero me movilizó un montón. ¡Lloré tanto! Cada paso fue un llanto (se ríe).

—La canción “Reconocer” está dirigida a una persona, pero bien podría tener una lectura más política, genérica. Cantás: “El hambre de poder cegó tus días, y no pudiste ver más allá de ti”.

—Sí, es para una persona que me decepcionó mucho como ser humano. Pero sí es una crítica medio social, del momento, de cómo una situación, la plata o el poder, pueden destruir todo. Y así fue; una persona nos lastimó mucho a mí y a mi familia. Me calenté por momentos y hay canciones que lo muestran; “Reconocer” y “Solté tus manos” son las más enojadas.

—¿Te arrepentís de algo de lo que has hecho musicalmente?

—No sé. Hay cosas que siento que ya no me identifican tanto, pero en el momento estaba recontrasegura de lo que hacía. Mis arrepentimientos son más personales, de cómo me tranqué tanto a la hora creativa por boludeces. De eso me arrepiento. Con Nico hicimos tres discos —hay uno que nunca salió— y podríamos haber hecho cinco, y de eso sí me arrepiento. Siento que tranqué, y en realidad hay que sacar, y después, entre todo lo que tenés, podés elegir. Este disco me dio más seguridad en mí misma; todo pasó por mí, tomé todas las decisiones, y eso me hizo mucho más poderosa.

Julieta Rada. Foto: Darwin Borrelli
Julieta Rada. Foto: Darwin Borrelli

—El año pasado te instalaste en Argentina, ¿y qué ganaste con eso?

—Argentina me dio mucha vida. Es un torbellino, y me ayudó un montón para ese momento en que estaba para abajo. Me conecté con la música desde otro lugar, no tan desde el primer plano, sino colaborando con otras personas. Estuve en un homenaje a Luis Miguel, hice coros con amigas como Emme, grabé un montón para otros artistas y giré con Ciro y Los Persas. Y en Buenos Aires me siento muy querida. El año pasado estuve en mil proyectos; este año me fui de todos, salvo del de Ciro, y me dediqué a mí.

—Con Ciro has hecho un montón de shows de estadio, y eso te curte en el oficio de cantar y de girar.

—Sí, me hizo muy bien estar en su banda. Todos fueron muy generosos; se portaron divino y todos me adoran. Y me encanta estar. Yo tenía miedo cuando entré a la banda de Ciro, porque ser mujer en el rock... Ahora por suerte está todo más lindo entre las mujeres, nos estamos apoyando entre todas, y lo viví mucho mejor, pero yo tenía un miedo de subirme y que me abucheen... Y me aceptaron enseguida. Pero si bien estar en un lugar gigante, un Luna Park o un River, como me pasa, está buenísimo y lo agradezco, igual me resulta más fácil que subirme a cantar mis canciones para 10 personas. El vértigo que me da eso, no me lo da otra cosa.

Esta entrevista fue hecha en el Museo Zorrilla (Zorrilla de San Martín 96).

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)