Ranking

El cine con ruido de motores: una lista de las cinco mejores películas de carreras de autos

Hoy se estrena "Contra lo imposible" con Matt Damon y Christian Bale en Las 24 horas de Le Mans de 1966. Por eso, va este repaso a otros momentos del cine "tuerca"

Grand Prix
James Garner al volante en "Grand Prix", un clásico de 1966

El estreno de Contra lo imposible, la película con Matt Damon y Christian Bale queriendo ganar las 24 horas de Le Mans en 1966, es una buena excusa para recordar el vínculo de las carreras de autos y el cine. A diferencia de otras disciplinas (el fútbol, por ejemplo), las películas han conseguido reflejar algo de la emoción de andar como a 200 por hora en una pista.

Por eso acá va una lista de las cinco mejores películas tuercas de la historia.

Cinco

"Cars" (2006)

Es "El Rayo McQueen", un engreído coche de carreras que aprenderá un par de lecciones cuando quede varado (por su imprudencia al manejar) en un pequeño pueblito olvidado al costado de una ruta olvidada. Pixar consigue transmitir el fragor de una carrera: a pesar de ser una película de autos que hablan en un mundo solo habitado por autos, el realismo es tan real que ha llenado de suspenso las tardes de varias generaciones de niños. Hubo dos secuelas innecesarias. Cars está para alquilar en NsNow de Nuevo Siglo.

Cuatro

"Talladega Nights" (2006)

Parte de la trilogía del "hombre mediocre" de Will Ferrel (las otras son The Anchorman y Blaze of Glory), acá como Ricky Booby, un corredor de Nascar que es, básicamente, un perfecto idiota aunque un as del volante. La película tiene grandes momentos, buenas carreras (en las que no falta el humor) y aunque al final empieza a perder su gracia, termina siendo divertida.

tres

"Rush: Pasión y gloria" (2013)

Ron Howard transmite drama y velocidad en la reconstrucción del feudo entre James Hunt (Chris Hemsworth) y Niki Lauda (Daniel Brühl) en la Fórmula 1 en la década de 1970. No está mal porque la historia es apasionantes, los coches hermosos y, cualquiera que haya sido contemporáneo de la historia, tenía ganas de verla en pantalla grande.

dos

"Días de trueno" (1990)

Tom Cruise dirigido por Tony Scott y producido por Jerry Bruckheimer y Don Simpson: no se puede ser más de la década de 1980 (aunque en realidad es de 1990). A menudo confundida con Top Gun a ras del piso, está buenísima. Cruise es Cole Trickle, un temerario piloto de Nascar que no le teme a nada cuando está en el volante. Y encima tiene tiempo de enamorar a Nicole Kidman. Las escenas de acción como todas las del tandem Scott-Bruckenheimer-Simpson derrochan testosterona y adrenalina.

Uno

"Grand Prix" (1966)

Es casi un melodrama con ruido de motores, pero el director John Frankenheimer sabe administrar ambas líneas en las dosis justas. James Garmer en un piloto estadounidense al que culpan (con cierta razón) por un accidente de su compañero de equipo. Mientras el colega se recupera, el presunto culpable se termina enamorando de la esposa (Eva Marie Saint) del convalesciente. La carrera de Monza es un clásico.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)