Estrenos

Reseñas: así son "Bohemian Rhapsody", "Locamente millonarios" y "El cascanueces..."

En la biografía de Freddie Mercury, la historia es simplona pero están todas las canciones.

Rami Malek como Freddie Mercury en "Bohemian Rhapsody, la historia de Freddie Mercury". Foto: difusión
Rami Malek interpreta a Freddie Mercury en "Bohemian Rhapsody",  película que cuenta la historia de la mítica banda Queen. Foto: difusión

Al igual que la canción de Queen que le presta el nombre, Bohemian Rhapsody, la película, es un poco infantil, efectista, sentimental y un poco larga. Las dos, además, están conducidas por protagonistas comprometidos con la causa: Rami Malek es verdaderamente la idea que uno tiene de Freddie Mercury, el carismático líder de Queen.

Bohemian Rhapsody está más cerca de Mamma Mía que de Tommy, la ópera rock que también contaba la historia de una improbable estrella moderna, pero con canciones de The Who. También está cerca de la historia de superación personal que Clint Eastwood construyó en Jersey Boys, sobre otra improbable estrella de pop, Frankie Valli. El tono es amable.

Mercury nació Farrokh Bulsara en Zanzibar (o sea Tanzania) en 1946, en una familia de origen persa y zoroástrica. Había nacido para ser Judy Garland y contra eso no puede la disciplina familiar, ni la represión británica de fines de la década de 1970.

Se subió al tren de su destino manifiesto cuando se cruzó, ya en Londres, con un guitarrista estudiante de astrofísica, el enrulado Brian May, y un estudiante de odontología, Roger Taylor, que tenían una banda y necesitaban vocalista. Después de autoaudicionar, Mercury tomó el liderazgo, se consiguió un socio más para su corte de nerds (el bajista Roger Deacon), y bautizó la banda con el nombre de Queen, un mote entre burlón y autorreferencial.

Ficha
Rami Malek en "Bohemian Rhapsody". Foto: Captura de YouTube
Bohemian Rapsody [***]
DirecciónBryan Singer
GuionAnthony McCarten
Con:Rami Malek, Lucy Boynton, Gwilym Lee, Ben Hardy, Joseph Mazello, Mike Myers, Aidan Gillen.

Fotografía: Newton Thomas Sigel.
Diseño de producción: Aaron Haye.
Con: Rami Malek, Lucy Boynton, Gwilym Lee, Ben Hardy, Joseph Mazello, Mike Myers, Aidan Gillen.
Duración: 134 minutos
Estreno: 1° de noviembre, 2018.

Buenas canciones y Freddie Mercury son augurio, siempre, de grandes éxitos, así que Queen se convirtió en la banda más grande del universo. Su música abrevaba del rock, del pop, de la música sinfónica y, sí, de la ópera y las grandes divas de la música.

Seis años antes de morir, y reunido con la banda, se despachó, en 1985, con un show en Wembley que es considerado una de las grandes actuaciones de la era moderna.

Hasta la muerte de Mercury, por complicaciones derivadas del sida (un padecimiento que reconoció públicamente un día antes de morir), la banda mantuvo intacto su nivel de popularidad y se volvió uno de los más poderosos grupos en escena.

Rami Malek en "Bohemian Rhapsody". Foto: Captura de YouTube
Tráiler de la película "Bohemian Rapsody"

Así de resumida es la historia que cuenta Bohemian Rhapsody, la película, escrita por Anthony McCarten, quien trabajó con el mismo nivel de superficialidad en otras dos películas biográficas, Las horas más oscuras sobre Churchill, y La teoría del todo sobre Hawkins. McCarten conoce el protocolo del género y lo aplica exitosamente.

La dirección es atribuida Bryan Singer, quien dirigió dos tercios de la película, antes de ser despedido y remplazado por Dexter Fletcher, quien no figura en los créditos. Algún uso lúdico de la edición, un montaje de tiempo con imágenes icónicas de Mercury, no alcanzan para diferenciar la mano de Singer de la de Fletcher.

La película transita sin sobresaltos mayores, dejando que la anécdota (por ejemplo, cómo compusieron “We Will Rock You”, uno de los primeros ejemplos de control colectivo del público del rock) funcione como una presentación de la siguiente canción. Bohemian Rhapsody es una película para corear en el cine. Malek, con sus enormes dientes postizos, está muy bien, aunque sus pretensiones de Oscar no parecen una aspiración seria.

Con May y Taylor como productores, la mirada sobre el devenir del grupo es simpática. Los cuatro Queen era una familia inquebrantable en sus principios, con respeto mutuo (aunque a Deacon como que le hacen bullying) y objetivos claros. El resto de la banda aparece como súbditos leales de una monarquía poco republicana.

Pero acá todos tienen claro que la cosa, como en Mamma Mía, pasa por los éxitos, cantados para la ocasión por una combinación de las voces de Malek y un imitador. Están todos los éxitos posibles de la banda, aunque siendo tantos, siempre va a haber público que se quede insatisfecho.

Y, como en aquellos backstages musicales de la década de 1930, todo desemboca en la actuación final: los últimos 20 minutos de la película son la recreación del show de Wembley. Es el nocaut emocional de una película que, simplista y todo, termina conmoviendo a propios y ajenos del mundo de Mercury. Vaya preparado para llorar.

Otros dos estrenos

Conocer (y agradar) a los suegros nunca fue una tarea tan complicada

Conocer a los suegros no es un momento sencillo para cualquier pareja que está comenzando a salir. Menos es cuando, además de presentarle a los padres, el novio tiene que explicar a su pareja que sus progenitores son multimillonarios de Singapur.

Esa es la base de Locamente millonarios que se estrena hoy en nuestro país y que fue un éxito en Estados Unidos. La segunda película de un gran estudio, Warner, que tiene un elenco asiático (la primera fue El club de la buena estrella, en 1993) llega precedida por un éxito editorial.

Esta divertida comedia romántica se centra en una profesora universitaria, Rachel Chu (Constance Wu) que tendrá que enfrentar a la familia de su novio, Nick (Henry Golding) y a la terrible suegra que le tocó (Michelle Yeoh).También hay varios personajes menores que son muy divertidos. La historia viene acompañada por mucho lujo, yates, locaciones y vestuarios que sirven para hablar de diferencias culturales y cómo seguir el mandato familiar sin perder al amor de la vida. Nicolás Lauber

Imagen promocional de "Locamente millonarios"
Tráiler de la película "Locamente millonarios"
Ficha
Imagen promocional de "Locamente millonarios"
Lócamente millonarios [****]
DirectorJon M. Chu
GuionPeter Chiarelli y Adele Lim basados en la novela de Kevin Kwan
ConConstance Wu, Henry Golding y Michelle Yeoh

Estados Unidos, 2018.
Fotografía: Vanja Cernjul.
Duración: 120 minutos.

Un enorme despliegue técnico está al servicio de una historia conocida

Hace tiempo que Disney viene haciendo revisiones de sus clásicos infantiles, con una impronta más feminista y moderna, sumando además un importante elenco delante y detrás de cámaras. Si bien El cascanueces y los cuatro reinos no es una versión con actores de uno de sus clásicos, mantiene la consigna.

Tiene un buen director (empezó a filmarla Lasse Hallström y la terminó Joe Johnson), una magnífica fotografía a cargo de Linus Sandgren y un vestuario impresionante de Jenny Beavan. Todos ellos están al servicio de esta historia que si bien es bastante conocida, le da un giro a la clásica historia de la joven protagonista. Como antes pasó con Alicia en el país de las maravillas, ahora es Clara quien llega a un mundo mágico, dividido en cuatro reinos, que se encuentra en guerra.

Si bien la película es bastante simple y hasta prededible, tiene escenas muy bien logradas. Como el ballet (a cargo de la bailarina Misty Copeland) en el que se cuenta la historia de los reinos y el inicio del conflicto. Nicolás Lauber

Ficha
Imagen de la película El cascanueces y los cuatro reinos
El cascanueces y los cuatro reinos [***]
DirectorLasse Hallström y Joe Johnston
GuionAshleigh Powell.
ConKeira Knightley, Hellen MIrren y Mackenzie Foy.

Estados Unidos, 2018.
Fotografía: Linus Sandgren.
Vestuario: Jenny Beavan.
Diseño de producción: Guy Hendrix Dyas.
Duración: 104 minutos.

Imagen de la película El cascanueces y los cuatro reinos
Tráiler de "El cascanueces y los cuatro reinos"
Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)