NEFLIX

Una vida al margen de la ley que se hizo serie

Habrá segunda temporada de Narcos sobre Pablo Escobar.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Wagner Moura maximiza su parecido con Pablo Escobar. Foto: Daniel Daza / Netflix.

La serie de Neflix, Narcos, no es otra más sobre la vida de Pablo Escobar, un personaje cuya vida dió para varias series y películas. La primera temporada, disponible en Netflix comienza con el encuentro de Escobar con la cocaína y culmina con su escape de la prisión La Catedral. Para la segunda temporada, Wagner Moura, quien interpreta a Escobar, dijo en el programa de Chelsea Handler que su personaje morirá, lo que algún desprevenido tomó como un spoiler, pero es que la historia está llena de spoilers y todos sabemos el final de Escobar.

Mezclando hechos de ficción con reales, la serie narra el crecimiento de Pablo Escobar y otros narcotraficantes en Colombia, gracias al negocio de la droga que exportaba a Miami.

La historia de Narcos comienza con Cucaracha, un fabricante de cocaína que escapa de Chile buscando un socio que reparta la droga que elabora. Así encuentra a Pablo Escobar (Wagner Moura), un traficante de la provincia de Antioquia, quien había comprado a los policías de la zona y traficaba electrodomésticos, cigarrillos y marihuana. Será Cucaracha quien lo adentre en el negocio rentable de la cocaína y, gracias a la ambición sin límites de Escobar, en vez de vender la droga por Colombia, dedice exportarla a Estados Unidos.

El brasilero José Padilha es el director y creador de Narcos. Un realizador que ha sabido llevar el crímen a la pantalla, con Tropa de elite, donde también trabajaba Moura. Padilha señaló que se inspiró mucho en Buenos muchachos, y al igual que esa película de Martin Scorsese, Narcos usa la voz en off, principalmente en el inicio, para presentar los personajes. Será el agente de la DEA, Steve Murphy (Boyd Holbrook), quien oficie de narrador. Murphy fue uno de los agentes de la DEA enviado a Colombia para arrestar a los narcotraficantes.

Entre las destacadas actuaciones del elenco (Moura estuvo nominado al Globo de Oro), se reconstruye una época, a partir de paisajes sociales y políticos colombianos y estadounidenses, además de automóviles y vestuario de la época. Como afirmó The Hollywood Reporter, "Padilha consigue introducir en Narcos un toque de documental, a menudo con imágenes reales de Pablo Escobar o de edificios y monumentos de Colombia que jugaron un papel en la historia".

Es que en Narcos no se recrean grandes atmósferas ni se utiliza un reparto de miles de extras, solo necesita un guión inteligente y buenas actuaciones para ser una de las grandes series de la televisión. Aunque el principal componente de esta serie es la actuación Wagner Moura como Escobar, quien no cae en las interpretaciones cliché de los capos de la droga.

Además de sus logros (nominación al Globo de Oro como mejor serie), Narcos recibió críticas del hijo de Escobar, quien consideró que la serie induce a los jóvenes a querer ser como su padre, según dijo Escobar Jr., al "O estado de Sao Paulo", donde también comentó que los hechos de Narcos están "glamourizados, parece muy bueno ser traficante porque están llenos de poder, dinero, armas, mujeres y propiedades". Padilha defendió su creación diciendo que "la serie muestra a Pablo como el matón que era, autor de actos de terrorismo contra inocentes. En la segunda temporada veremos lo que pasa con la gente que practica crímenes como él".

Esta segunda temporada abarcará el período cuando la DEA lucha contra Escobar y el cártel de Medellín

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)