ENTREVISTA

Victoria Rodríguez: "Vengo bien: me tiran para la derecha y para la izquierda"

La comunicadora habla sobre su carrera, el aprendizaje de "Esta boca es mía" y también sobre su nuevo ciclo, "Referentes" que se estrenó el jueves en La Tele

Victoria Rodríguez. Foto: Leonardo Mainé
Victoria Rodríguez. Foto: Leonardo Mainé

Su inicio en la televisión fue en 1993 cuando apareció en Oxígeno, donde compartía la pantalla con Alejandro Figueredo y Fernando Tetes. Llegó allí a través de un casting al que había ido para acompañar a su novio.

“De ese casting salí avergonzada, convencida que había hecho un papelón. O las otras eran espantosas o no sé qué pasó ahí, pero alguien vio futuro”, dice, entre risas, Victoria Rodríguez quien entonces trabajaba como traductora pública y no se le había pasado por la cabeza dedicarse a los medios. Desde entonces tiene una extensa y premiada carrera en la televisión. Y además, actuó en obras de teatro exigentes como Al encuentro de las tres Marías, Un tranvía llamado deseo y Perfectos desconocidos. Durante estos meses de aislamiento social fue una de las protagonistas de la obra vía WhatsApp, Amor en cuarentena, en la que los espectadores recibían durante dos semanas mensajes de una expareja.

Multifacética también es artista plástica: en 2017 se animó a presentar su primera exposición. “Hasta el día de la exposición dudaba si tenía sentido, pero fue un escenario donde sentí mucha receptividad”, dice Rodríguez quien si bien ha tenido grandes maestros como Emilio Bolinches, se considera autodidacta.

Además de conducir de lunes a viernes Esta boca es mía, el jueves estrenó Referentes, un ciclo de entrevistas que ella misma propuso a Canal 12 y para el que, dice, se tuvo que preparar mucho. “Una de las cosas que me fascinan es lo que he tenido que aprender, leer y descubrir” cosas nuevas, dice. Su intención con este proyecto era “devolver a la televisión su potencial de riqueza en cuanto al discurso que pasa por el contenido sin el apuro, sin la polarización”. Sobre todas esas cosas charló con El País.

Victoria Rodríguez. Foto: Leonardo Mainé
Victoria Rodríguez. Foto: Leonardo Mainé

—Cuando empezaste, ¿te imaginabas tener una carrera por más de 25 años?

—No. Empecé jugando porque estaba estudiando para ser Traductora pública y trabajaba en Ciudad Vieja. Esto empezó como un juego y si bien me lo tomé en serio desde el día uno, entendí que estaba haciendo una carrera cuando arranqué con Los Viajes y tuve que dejar de trabajar. Eso que había agarrado trabajos con Estados Unidos y en la época del fax, tiempos previos a Internet.

Victoria Rodríguez. Foto: Leonardo Mainé
Victoria Rodríguez. Foto: Leonardo Mainé

—¿El trabajo en la televisión te absorbe mucho?

—La verdad que sí, pero estoy contenta. El otro día llamé a una amiga solo para contarle que iba a hacer una entrevista para Referentes y le digo: estoy feliz. Porque tenía una sensación de alegría y gratitud por este proyecto que tanto quiero.

—Justo, contame de Referentes. ¿Es una idea tuya?

—Sí, en conjunto con Guillermo Amoroso que es un sociólogo que trabaja conmigo desde hace tiempo y es un gran productor. Es un trabajo de equipo absoluto. Así que fui a plantearle al canal algo que no lo iba a salvar de la crisis ni mucho menos, y compartieron esa inquietud de hacer un cambio y volver a retomar aquello de la conversación sin apuros, poder profundizar en las cosas. Y también salirme de la polémica que es lo que hago todas las tardes de lunes a viernes. Creo en el poder del debate, en cómo genera a desarrollar opinión del otro lado, pero también intoxica un poco. Y este programa me pareció que era una manera para contribuir a la sociedad desde otro lado, desde uno más constructivo.

—Gracias a Esta boca es mía te convertiste en una buena moderadora.

—Sí, pero sé muy bien que ese programa genera debate y polariza algunas situaciones. No el programa en sí, aunque tenemos nuestro aporte. Hay un llamado al interior mío, a la responsabilidad de querer aportar con algo más constructivo, por eso surge este ciclo, Referentes. Y cuando me dijeron que sí, pensé “los engañé, qué habré dicho” porque fue un sí muy rápido y no tuve mucho más que aportar. Darnos la posibilidad de bajar un cambio, hablar de temas que son clave en la sociedad, que han tenido un antes y un después desde el surgimiento del Covid, bueno, hablemos en profundidad de estas cosas.

—¿Siguen alguna agenda?

—No seguimos ninguna agenda. Fue pensar en qué cosas tenemos que poner la mirada y profundizarla. Pensando con abordaje de futuro, ese que se apuró por la pandemia. Y los temas son tecnología versus emociones, la ciencia, la medicina, también nos vamos a meter un poco con el pensamiento político y las ideas, y hay más temas como trabajo y cultura ni que hablar. Porque es muy fácil, desde el sofá, achacarle a la televisión frivolidad y superficialidad. Criticar y decir que no te da contenido, bueno estamos proponiendo algo que está en la dirección opuesta.

Victoria Rodríguez
Victoria Rodríguez conduce "Esta boca es mía" de lunes a viernes en la pantalla de Canal 12. Foto: Captura de pantalla

—¿Fue difícil encontrar los invitados para el ciclo?

—No. Me pareció interesante encontrar los referentes de cada área, puede haber más de uno, pero buscar los más consensuados, que no tengan ningún sesgo político partidario y que realmente todos aprendamos algo con sus respuestas y aportes. Y son duplas, ese es otro punto interesante.

—¿Cómo te resultó entrevistar de a dos invitados?

—Lo hace más conversación, lo hace menos protocolar al uno a uno. Además, lo interesante de la dupla son las miradas complementarias. Siempre son dos oficios cercanos o en contraposición, pero con la idea de complementarse el uno con el otro.

Victoria Rodríguez
Victoria Rodríguez tomando recaudos antes de entrar al canal

—Decías que no querías un sesgo político partidario, pero vos has sido señalada de ser de izquierda y de derecha.

—Sí, de un lado y del otro. Un día trabajo para la izquierda y al otro para la derecha. Si se quiere puedo hacer una lectura y decir: "vengo bien, porque me tiran para  la derecha y para la izquierda". Pasa que la gente está muy fanatizada, y tratar de navegar por la cosa del centro es difícil aunque te hacen pagar el precio. Ni de izquierda ni de derecha, ese es el camino que encontré para hacer Esta boca es mía.

—¿No te considerás una referente de nuestros medios?

—Por permanencia nada más (risas). De ahí a ser un referente por capacidad es otro tema. Sí siento que he tenido una suerte extraordinaria porque en la vida las oportunidades pasan, y tenés que estar en el momento para verla y agarrarla. Y mi historia profesional ha estado llena de esos momentos.

Victoria Rodríguez
Victoria Rodríguez. Foto:Difusón

—Con todo lo que te dicen en redes sociales, ¿no te dan ganas de pelearte?

—No soy muy peleadora. La verdad que me he mantenido muy callada salvo circunstancias excepcionales. No soy de entrar en el debate en redes sociales hasta por preservación de mi salud mental. Y porque además todo el mundo tiene derecho a decir lo que se le de la gana. Pero no porque alguien diga algo voy a dejar de pensar o sentir. Por encima está mi conciencia que es la primera en medirme, mucho antes que la opinión de otros. Entonces, ¿para qué voy a entrar en debates que no pretenden desde el inicio ser constructivos?

—¿Cómo te tomás las críticas?

—La crítica respetuosa y constructiva la tomo. Pero incluso hasta el barro te ayuda a forjar tu propia solidez. Te mantiene humano, centrado, te vuelve al eje del “nadie es más que nadie” en un mundo donde todo el mundo busca el protagonismo. Otros dirán que no aprovecho lo que puede aportar la comunicación más interactiva en redes sociales. Hay quien vive de las redes sociales, comercialmente hablando, y me parece perfecto.

Victoria Rodríguez
Victoria Rodríguez hizo "Amor de cuarentena", obra para celulares. Foto: Leonardo Mainé

—Pero para discutir, no estás.

—No quiero estar porque mi opinión no tiene que ser lo importante. Hay un nuevo estilo donde todos dan su opinión y veo que hasta el más encumbrado cuando le tocan la tecla, salta. Cuesta mantener el eje en redes sociales, y como no tengo esa capacidad, no estoy. Además, hay mucha agresividad y necedad.

Referentes, un ciclo que lo define como “antitelevisión”

El jueves, con la entrevista a Nicolás Jodal y Pipe Stein comenzó Referentes, el nuevo ciclo de entrevistas que conduce Victoria Rodríguez.

“Que el canal diga apostemos a este formato que es antitelevisión en estos momentos donde todo es rápido y lleno de imágenes, es distractivo o pican un poco por cada cosa, me encantó. Porque el poder profundizar en un tema es algo excepcional hoy en día. Entonces que me hayan dicho que sí a esta propuesta, es la mejor noticia del año. Porque no es un programa masivo o de entretenimientos. No es ni de política, fútbol ni farándula, son temas que a mi criterio se han vuelto clave y que la pandemia aceleró sus procesos. Hablamos de tecnología, ciencia, también de sociedad y familia”.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados