Juan minujín

“Me gusta conocer gente nueva”

Entrevista exclusiva con el protagonista de 100 días para enamorarse y El marginal

Juan Minujín interpreta a Gastón en la telenovela "100 días para enamorarse". Foto: Difusión
Juan Minujín interpreta a Gastón en la telenovela "100 días para enamorarse". Foto: Difusión

Es uno de los actores más multifacéticos de la televisión argentina de la actualidad. Arriesgado como pocos, Juan Minujín se mueve y muta de piel con una facilidad asombrosa de un personaje a otro. Es que en los últimos años ha sido un empresario de la música gay en Viudas e hijas del rock and roll (papel por el que ganó su único Martín Fierro), también fue el gracioso y algo torpe marido de Julieta Zylberberg en la sitcom Loco por vos; así como un policía infiltrado en la cárcel San Onofre que dominan los hermanos Borges en El Marginal, serie ganadora del Martín Fierro de Oro el año pasado. También en cine ha trabajado en importantes proyectos como Focus (junto a Will Smith y Margot Robbie), y el año pasado trabajó en Los que aman odian (con Guillermo Francella y Luisana Lopilato) y en Zama, película de Lucrecia Martel candidata al Oscar por Argentina.

Por una cuestión del azar, Minujín se encuentra actualmente en dos pantallas uruguayas al mismo tiempo. Es que además de protagonizar la telenovela 100 días para enamorarse (lunes a viernes a las 21.00 por Monte Carlo), también se encuentra en El marginal que emite TV Ciudad los domingos a las 22.00. Y si se va a los servicios de streaming, como Netflix, se lo puede ver en el permiado unitario de Sebastián Ortega y Adrián Caetano, y en Vaquero, donde además de protagonizar esta comedia, es el director.

Cuando llamo a Minujín, se encuentra en una pausa de las grabaciones de la telenovela que protagoniza con Nancy Duplaa, Luciano Castro y Carla Peterson: “estamos grabando el día 20” dice Minujín, quien agrega que no puede revelar si termina con Laura (Peterson), aunque sí hablamos de cómo es trabajar con gente que conoce, si se siente galán y cómo es trabajar en una tira que, casi, se emite mientras se graba.

—Están filmando 100 días para enamorarse casi que al mismo tiempo de lo que sale al aire.

—Sí, vamos bastante pegados porque no queremos que se adelante mucho la escritura, para ir viendo por dónde van las historias y ver qué resaltamos y qué no.

—Es distinto a Loco por vos, donde el guion estaba escrito y no podían salirse ni un segundo. ¿Aquí pueden improvisar?

—Sí, es un trabajo muy distinto a Loco por vos, que era una sitcom que era otro tipo de humor, con reidores (risas grabadas). Acá improvisamos. Seguimos por supuesto los libros, pero recreamos las situaciones en el piso cuando las estamos grabando.

Carla Peterson en 100 días para enamorarse
Adelanto de la telenovela 100 días para enamorarse

—En la película que dirigiste, Vaquero, el personaje de tu padre dice algo como: “qué buena la vida de ustedes”, y los actores parecen vivir en un mundo idílico. ¿Esto es así en verdad?

—No, para nada. El de actor es un trabajo parecido al de todos, aunque tiene mucho de juego. Trabajamos, tenemos que estudiar y es muy laborioso, no es tan así.

—¿Y cómo sos vos a la hora de elegir un proyecto?

—En este caso la historia me gustaba mucho. Me gustaba volver a trabajar con Carla Peterson, con quien trabajé varias veces y lo hacemos muy bien. También volver a trabajar en Underground con quienes hice El Marginal y Viuda e hijas del rock and roll; es una productora que me gusta mucho cómo trabaja, también el autor, y trabajar en Telefé es un placer. Entonces trabajar es un placer.

Juan Minujín y Carla Peterson en 100 días para enamorarse.
Juan Minujín y Carla Peterson vuelven a trabajar juntos en la telenovela "100 días para enamorarse". Foto: Difusión

—¿Cómo fuiste construyendo a Gastón?

—Un poco lo trabajamos con los autores Sebastián Ortega y Pablo Culell. También me entrevisté con un abogado, para agarrar algunas cosas que tienen que ver con lo cotidiano de su profesión. Después lo trabajamos mucho con Carla y lo seguimos trabajando. Todas las noches miro el programa y a la mañana siguiente lo hablo con Carla, nos conectamos y nos decimos: "vamos más por acá o por allá". También con el director, Mariano Ardanaz. Es un personaje que lo vamos construyendo día a día.

—¿Porque le dejaste bigote a tu personaje?

—¿Por que no? Qué se yo. Lo charlamos y fue toda una charla entre todos con Sebastián, hasta encontrar el clic y me pareció interesante. Esta bueno que Gastón no tenga un look convencional, sino probar otra cosa. Es un look un poco más anacrónico que no es lo más común de ver ahora.

—Con Carla Peterson han trabajado varias veces juntos. Hace algunos años protagonizaron Dos más dos y este año volvieron a unirse en Recreo.

—También hicimos la obra de teatro, Venus en Piel (2015) y nos hicimos amigos. Además tenemos una idea compartida de cómo trabajar, coincidimos en el humor y tenemos un gusto parecido para la actuación. Por eso nos ayudamos y nos llevamos muy bien. Eso ayuda mucho.

El Marginal. Foto: Difusión
Tráiler de la serie El Marginal, domingos en TV Ciudad y también en Netflix

—Tu papel en El Marginal fue distinto a tus proyectos anteriores. ¿Cómo fue crear, de cero, ese personaje?

—Fue un trabajo distinto, donde mi investigación fue por otro lado. En ese caso me entrevisté muchas veces con policías, sobre todo con uno con el que había una buena relación y charlaba mucho. Lo llamaba y le preguntaba de todo. Después fue meterse en el mundo de la cárcel, ahí trabajamos mucho con Adrián Caetano, quien fue el autor, y con Luis Ortega que dirigió la serie.

—Son nombres que se repiten en tu carrera, como Sebastián Ortega. ¿Te gusta trabajar con gente que ya conocés?

—Me gusta de todo. También me gusta conocer gente nueva y en este caso estoy trabajando con Nancy Dupláa, Luciano Castro, Pablo Rago y Juan Gil Navarro, gente con la que nunca había trabajado y también es un desafío. Es lindo poder conocer otros actores y trabajar con otros directores, fue un todo. Está bueno repetir porque hay una parte que ya conoces y también esta bueno conocer gente nueva, con otras formas de trabajo y formas de pensar para sumar al laburo.

—Leí una entrevista que te hicieron con Luciano Castro donde decías que tu padre no conoce a nadie la farándula.

—Sí, mi padre vive afuera desde hace muchos años y me acompaña mucho. Mi mamá también, pero no ven tele y para mi familia no significa mucho y no tienen idea de quién es nadie.

—¿Eso también se lo transmitís a tus hijas?

—No necesariamente porque ellas están atravesadas por la televisión, al trabajar yo allí. Trato de abrirles todos los mundos posibles que ellas también van buscando. No les transmito que es mas o menos importante, porque no tenemos prejuicios con la tele.

—En 100 días, al igual que en Recreo, hay una crisis de mediana edad en los personajes. ¿Como fue desarrollarlo?

—La serie se trata de eso, porque los personajes tenemos 40 años y todos atraviesan una crisis y se replantean muchas cosas. Qué hacer, qué seguir eligiendo. Son un momento particular esos años y me parece que la serie lo refleja bastante.

—Y como esposo de Laura desde hace 20 años, ¿cómo se mantiene la chispa?

—Es estar comunicados, atento al otro, es comunicación y conexión. Eso hace que el vinculo perdure.

Luciano castro y Juan Minujín
Con Luciano Castro "hacemos una buena dupla porque somos muy distintos" dice Juan Minujín. Foto: Difusión

—¿Como fue trabajar al lado de Luciano Castro, quien siempre ha sido el galán? Al estar como coprotagonista, en cierto sentido también sos el galán en 100 días para enamorarse.

—Luciano es un gran compañero, hacemos una buena dupla porque somos muy distintos y eso combina bien. Nos divertimos con nuestras diferencias y eso es lo que nos gusta explotar en la tira. Somos muy distintos, desde la manera de ser hasta físicamente, y eso lo explotamos desde la comedia.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º