PODER JUDICIAL

Justicia falló contra canal 4 por informe sobre niña que fue abusada

La entrevista a la niña formaba parte de un programa de Santo y Seña. La denuncia fue presentada por el INAU.

El nuevo equipo de Santo y Seña
Foto: Difusión.

La jueza Gabriela Rodríguez Marichal hizo lugar a la denuncia presentada por el Instituto del Niño y Adolescente del Uruguay (INAU) en 2015 Canal 4, a raíz del informe emitido en el programa Santo y Seña en el que aparece una niña relatando los abusos que sufrió por parte de su abuelo y la pareja de su madre.

Según informó La Diaria, la magistrada entendió que existe una “vulneración del derecho a la privacidad de la vida” de la menor y de su hermana, que también aparecía en el programa dando testimonio. 

Según Rodríguez Marichal "se difundió información que pudo permitir que los televidentes identificaran a dos niñas víctimas de abuso sexual, violándose su derecho a que no se publique ninguna información que pueda dar lugar a la individualización de su persona”. Según la jueza, es cierto que no se demostró que las niñas hayan sido “efectivamente identificadas” por los datos difundidos en el programa, pero la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual no exige que así sea, sino que la vulneración de su derecho a la privacidad se configura con la difusión de audios, imágenes y datos que “potencialmente puedan dar lugar a su identificación”.

Ignacio Álvarez, conductor del ciclo, se refirió a esta polémica varias veces afirmando que "gracias a que la niña fue explícita" en el programa, el juez del caso pudo dictaminar un procesamiento.

En este sentido, la jueza Rodríguez Marichal sostuvo que es “irrelevante” que la circunstancia de que el trabajo periodístico haya conseguido “que cesara el abuso al que venían siendo sometidas las niñas” y señaló que, según la Institución Nacional de Derechos Humanos y Defensoría del Pueblo (Inddhh), “ninguna omisión estatal consistente en no brindar o haber demorado indebidamente la protección a la niña ante la situación de abuso puede justificar que un tercero pueda cometer un acto violatorio de su derecho a la intimidad y a no verse expuesta a la curiosidad pública sobre un hecho esencialmente privado”.

Si bien los denunciantes pidieron que se le aplique una multa al canal en caso de un fallo en su contra, la magistrada señaló que no se puede “calibrar la cuantía de la multa” según la Ley SCA, por lo que aplicó un “apercibimiento”.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos