Streaming

Disney avanza en su separación de Netflix

Conozca los planes que la compañía tiene con su propio servicio de streaming

Mickey Mouse
Mickey Mouse

poco se sabe sobre “Disneyflix”, el nombre que algunas personas en Hollywood le pusieron al servicio de streaming similar a Netflix que Disney planea lanzar el año que viene.

¿Cuánto costarán las suscripciones? Disney ha dado indicaciones -en torno a los US$ 10 dólares por mes- pero no detalles específicos. Tanto el nombre, la estrategia y el menú de películas y series de televisión que tendrán siguen siendo un misterio.

Disney está construyendo el servicio de streaming para enfrentar las amenazas que considera que existen en su negocio televisivo, en parte debido al fenómeno del cord-cutting, en el que las personas optan por otras formas de consumo de entretenimiento además de la televisión por cable.

Pero un aspecto es claro: el éxito o fracaso inicial del servicio dependerá, en gran parte, del ejecutivo en ascenso de Disney, Ricky Strauss, quien, para sorpresa de muchos en Hollywood, obtuvo el control creativo de la programación de la plataforma. Él es el que puede aprobar nuevas series y películas y además desarrollará, según lo informó Disney, la estrategia de contenidos del servicio.

Strauss, de 51 años, es una figura respetada dentro de la compañía. En los últimos seis años, como presidente de Marketing del estudio Walt Disney, ayudó a convertir a películas como Pantera Negra, Star Wars: el despertar de la Fuerza, La Bella y la Bestia e Intensa-Mente en tanques imparables.
Conocido por su estilo personal y diplomático, Strauss también entiende cómo navegar por los diferentes reinos de Disney, que incluyen a los estudios Pixar, Lucasfilm y Marvel, que ya están en proceso de crear contenido para el servicio.

Strauss también será el responsable de dirigir los cientos de millones de dólares que se le otorgarán a la producción de nuevos contenidos. Como lo expresó en una breve entrevista telefónica, “la calidad va a ser fundamental”.

En camino

Entre las novedades ya anunciadas por Disney, se espera una nueva serie de Star Wars -con actores, no animada- de la mano de Jon Favreau, director de Iron Man y El libro de la selva. La producción costará aproximadamente 100 millones de dólares por 10 episodios.

Al menos nueve películas están también en producción o desarrollo avanzado, con presupuestos que oscilan entre 20 y 60 millones de dólares. Disney hará dos nuevas versiones de las películas animadas La dama y el vagabundo (1955) y La espada en la piedra (1963). Otras películas dirigidas al servicio incluyen Togo, una aventura de época sobre un perro de trineo, y Noelle, en la que Anna Kendrick interpretará a la hija de Papá Noel.

RECUADRO

¿Qué se va y qué se queda?

Para que el servicio de streaming de Disney tenga un puntapié atractivo, la compañía permitirá que expire su lucrativo contrato de licencia con Netflix. Comenzando con Captain Marvel el próximo marzo, todas las películas que el estudio Walt Disney estrena en los cines luego se trasladarán, en Estados Unidos, a la plataforma de transmisión de Disney en lugar de a Netflix. Al momento, no hay planes para mover los programas de televisión basados en personajes de Marvel de Netflix, como Jessica Jones o Luke Cage. Disney, además, está intentado adquirir los derechos de las viejas películas de Star Wars que actualmente le pertenecen a la empresa Turner Broadcasting. La programación de National Geographic, que es parte de la adquisición de Fox, también probablemente se ofrecerá en el servicio. Disney, en tanto no ha decidido si se incluirán películas familiares de la biblioteca Fox como Mi pobre angelito o La Era de Hielo. Sí se espera que los shows animados de Fox, incluyendo Los Simpsons permanezcan en la plataforma Hulu, que no disponible al momento en Uruguay. El responsable de la plataforma de streaming de Netflix, Ricky Strauss se negó a hablar en detalle sobre las películas originales y series, más allá de las pocas que ya se han anunciado. “En este momento, estamos jugando con fechas de lanzamiento”, dijo. Se estima que las nuevas serie costarán entre $ 25 y $ 35 millones. También se está trabajando en series derivadas d franquicias de Disney como High School Musical y Monsters Inc.. Los Muppets probablemente recibirán una nueva serie. Mientras tanto, las películas de la extensa biblioteca de Disney y al menos 5.000 episodios de los viejos programas de televisión compondrán el contenido inicial que se ofrecerá en el servicio.

También se encuentra en proceso una nueva versión de Tres hombres y un bebé, la comedia de 1987; El mago del papel, ambientado en una escuela para la magia y una nueva versión de Don Quijote del escritor y director Billy Ray.

Strauss también tendrá que ver cómo cortejar a otros grandes cineastas, escritores y estrellas para crear contenido para el servicio, en un momento en que Apple, Amazon y Netflix están invirtiendo mucho dinero en figuras de peso en Hollywood como Ryan Murphy y Shonda Rhimes.

“Hay una gran oportunidad para que los narradores de historias dentro y fuera de Disney nos ayuden “, dijo Strauss.

Ahora que Disney obtuvo la aprobación para la compra de los activos de 21st Century Fox por valor de 71.300 millones de dólares, no hay ningún proyecto más importante para Robert A. Iger, director ejecutivo de Disney, que el servicio de streaming.

Dirigida a las familias, la oferta se unirá a ESPN+, una nueva aplicación de deportes, y la plataforma Hulu, que vendrá a Disney y se enfocará en audiencias de mayor edad.

Una vez lanzado en Estados Unidos -y con la mira puesta en el resto del mundo más adelante- Disney tendrá con qué pelearle a Netflix, el actual soberano del streaming.

RECUADRO

¿Qué pasará en América Latina?

Si bien la mudanza de Disney de su plataforma le hará a Netflix perder títulos populares como las películas de Pixar y Marvel, en América Latina se espere que Netflix mantenga los acuerdos de distribución de esos contenidos. “Continuaremos haciendo negocios con Walt Disney Company a nivel global en muchos frentes”, señaló la división latinoamericana de Netflix en agosto de 2017. Aunque aún no ha dado detalles, se espera que en su fase inicial la plataforma de Disney esté solo disponible en Estados Unidos para luego tener un acceso global.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)