video

Del Whatsapp al teatro con el humor absurdo como bandera

Sebastián Presta presenta Bruto, mañana y el jueves en el Teatro Metro.

Está dando entrevistas desde la mañana y repitiendo más o menos lo mismo, pero a Sebastián Presta eso no le cambia el humor. Al contrario: como buen profesional es atento, amable, se preocupa por los detalles y, cuando se prende la cámara, empieza a bromear pero no demasiado.

El actor argentino pasó la semana pasada por Montevideo para hablar de Bruto, el espectáculo que presentará mañana y pasado en el Teatro Metro (San José y Soriano). Las funciones son a las 21.00 y las entradas se venden en locales de Abitab, a partir de 600 pesos.

"Lo que va a ver la gente en Bruto es Préstico: los que vieron los videos la van a pasar lindo", cuenta Presta refiriéndose a la que, hasta ahora, es su gran obra. Se trata de un segmento de humor que nació en el seno de Duro de domar, el programa de Roberto Petinatto, y que luego tomó un camino propio viralizándose a través de internet, Whatsapp y redes sociales. Siguiendo con ese camino llegó al teatro y ahora a Uruguay.

"El desafío era partir de un video de un minuto y medio y llevarlo al teatro, donde tiene que durar una hora y media. Y estuvo buenísimo, quedó muy bien y surgieron personajes nuevos", señala el actor.

En Bruto lo acompañan Soledad García y Guido Losantos, también actores de Préstico, además de un músico. Y claro, sus personajes más conocidos como Jimmy Falo, el stripper que se equivoca de dirección, o el irritante primo de Coco Sily.

También está en la obra el doctor Prejuicio, una de las creaciones más especiales. "Un amigo me contó de su tío, que tenía que pasar toda la noche de Año Nuevo de guardia en una farmacia. Entonces yo me imaginé a este personaje que no tiene ganas de ir a trabajar, entonces abre su puertita, ve a alguien y enseguida prejuzga y le vende lo que quiere", cuenta.

"Pero la mayoría de las creaciones son de mis guionistas, que son los verdaderos genios. La gente me dice: ah, sos un genio. Pero no es cierto", dice.

—Vos ponés la cara.

—Sí, yo pongo esta cara de pavote, estos ojos que se doblan... Sí, claro (Se ríe).

Entre risas.

"Creo que de alguna manera el humor uruguayo para mí fue Hiperhumor, pero yo era chico. Almada, Berugo, ¿Dárgelo? (sic). Ya no me acuerdo de los nombres, ¡pero me encantaba!", repasa Presta. "Y por otro lado Fernando Peña. ¡Qué artista ese! Me saco el sombrero por él", cuenta.

—¿Te considerás heredero de alguna escuela del humor argentino?

—No, para nada. Creo que heredé de Antonio Gasalla la mala onda (se ríe). No, mentira, no heredé nada de nadie. Por mi corte de pelo me joden con Alberto Olmedo y de alguna manera me crié mirándolo a él.

—Hay quienes creen que lo tuyo puede estar cercano a lo que hace Jorge Corona.

—Bueno, algo de Jorge tengo, porque era puteador y yo a veces me pongo un poco puteador. Le robo un poco a todos.

—Has dicho en entrevistas que no sabés bien cómo llegaste a hacer humor. ¿A esta altura crees, como dice el uruguayo Gustaf, que el humor va a salvar al mundo?

—Me gusta la idea de pensar eso. Siento que la risa es sanadora, de alguna manera, pero esto que me decís me encanta.

—Este año ganaste el Martín Fierro a Mejor labor humorítica y aprovechaste para hacer un discurso casi político.

—Sí. Primero no me esperaba ni que me nominaran, pero por las dudas sabía que lo iba a agradecer a mi equipo, que se lo iba a dedicar a mi madre, y justo fue un año que me quedé sin trabajo, empecé a trabajar en una radio y a tomar más conciencia de lo que pasaba en ese momento. Entonces, más allá de vivir la fiesta, tenía ganas de mostrar ese lado B mío y solidarizarme con la gente que no la estaba pasando bien.

—¿Vos podés alimentarte de situaciones como esas para hacer humor?

—Yo trato de que no. A mí no me causan gracia las cosas que están pasando, prefiero ir por un lado más absurdo.

Sebastián Presta. Foto: D. Borrelli
Sebastián Presta. Foto: D. Borrelli
Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)