CARNAVAL

Cómo seguirá el Carnaval después de la sentencia contra parodistas Zíngaros

Ramiro Pallares, presidente del jurado del Concurso Oficial habla sobre la decisión de la justicia sobre la parodia de Ariel "Pinocho" Sosa

Juana de Ibarbourou fue una parodia de los Zíngaros en 2016, cuando perdieron con Los Muchachos. Foto: El País
Juana de Ibarbourou fue una parodia de los Zíngaros en 2016, cuando perdieron con Los Muchachos. Foto: El País

Este jueves, mientras el mundo veía cómo el Coronavirus hacía cancelar conciertos, shows en vivo y aplazaba estrenos de cine, la justicia uruguaya confirmó en segunda instancia que los derechos de autor del escritor Diego Fischer fueron vulnerados en el Carnaval de 2016 por los parodistas Zíngaros. La sentencia condenó al libretista Marcelo Vilariño y al director de la agrupación, Ariel “Pinocho” Sosa, al pago de 13 mil dólares; y Sosa también deberá abonarle siete mil dólares a Fischer por “daño moral”. El presidente del jurado del Concurso Oficial del Carnaval, Ramiro Pallares habló con El País sobre la decisión judicial que afectó a los Zíngaros y cómo puede alterar el futuro del Carnaval uruguayo.

—¿Qué implica esta decisión judicial para el futuro del Carnaval?

—Implica en primer lugar el empezar a revisar el reglamento. El carnaval se rige por normas que se reglamentan año a año, los aspectos vinculados a los derechos de autor en relación, fundamentalmente a la categoría parodistas que es donde se está planteando el problema. Desde mi punto de vista, la próxima administración, que va a ser la que le va a tocar organizar el Carnaval 2021, va a tener que trabajar junto con los conjuntos y directores asociados en Daecpu sobre el tema como forma de preservar la expresión popular pero dentro de los límites que permitan asegurar que no haya riesgo de situaciones como esta.

Zíngaros en su primera presentación en el Teatro de Verano. Foto. José Arisi -  Carnaval en Fotos
Zíngaros en su primera presentación en el Teatro de Verano 2020. Foto. José Arisi - Carnaval en Fotos

—¿La parodia se entiende como la reproducción de una obra?

—Depende. Una parodia es una versión, entonces hay que ver cuáles son, jurídicamente, los límites. En este caso lo que emite el fallo es la reproducción literal de un montón de fragmentos y eso es lo que se establece como lo que constituiría el veredicto. En realidad las versiones existen en el arte y la literatura a todo nivel y versiones de distinta naturaleza. El tema es cuando la inspiración para lo paródico constituye una obra que tiene un derecho de autor, cuáles son las condiciones en las cuales se la puede versionar y cuáles no.

—¿Desde ahora se va a tener que pedir autorización al autor para hacer una parodia?

—Quizás para hacer estas versiones paródicas se tenga que pedir autorización, o se tenga que trabajar sobre temáticas de público conocimiento pero que no vengan de una obra registrada o sobre obras que tengan liberados los derechos por el fallecimiento del autor y vencido el plazo de derecho de sus herederos. Son cosas que van a tener que trabajarse para encontrar el camino que permita preservar el género dentro de los límites de la normativa.

Diego Fischer es periodista de trayectoria y columnista de El País
La justicia uruguaya confirmó en segunda instancia que los derechos de autor del escritor Diego Fischer fueron vulnerados por parodistas Zíngaros. Foto: Archivo

—¿Qué sucedería con, por ejemplo, los parodistas Nazarenos este año hicieron una parodia a la película Guasón?

—Esos son los casos que hay que estudiar porque en los hechos había una referencia a una película pero había una versión. En los hechos la letra escrita claramente estaba versionada y no remitía en lo literal al original, pero sí tomaba el título. Ese tipo de cosas son las que entiendo que hay que estudiar y analizar en conjunto con los creadores para evitar este tipo de situaciones y desarrollar la actividad en el marco de lo que las normas establezcan.

Aldo Martínez como el Guasón para la parodia de Nazarenos. Foto: Twitter @Nazaren0s
Aldo Martínez como el Guasón para la parodia de Nazarenos. Foto: Twitter @Nazaren0s

—¿Esperan que este fallo genere más demandas similares?

—Esperemos que no, la verdad que no sé decirte si esto va a generar que otros autores tomen esa decisión.

—El año pasado Los Muchachos hicieron una parodia de La sociedad de la nieve, sobre el libro de Pablo Vierci.

—No tengo elementos para saber si el texto de esa parodia tomaba pasajes literales o simplemente habían tomado el título. La parodia debería constituirse como una versión sin pasajes literales, o al menos ese es el espíritu, pero dada esta sentencia que sienta jurisprudencia, habrá que trabajar para evitar este tipo de circunstancias, defender el derecho de los autores y a la vez también que se preste para el género.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados