TEATRO

La Patria Vieja desde la mirada de sus mujeres

La Comedia Nacional repone desde hoy “Las artiguistas”.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Rossi en uno de los personajes de Las artiguistas. Foto: M. Fernández

Milton Schinca fue un dramaturgo y escritor uruguayo que supo (en su momento) darle un giro a nivel formal a las obras de teatro histórico, acercando muchos temas de la historia nacional desde otra óptica y a un público más amplio. Las artiguistas, que desde hoy la Comedia Nacional repone en la Sala Zavala Muniz, es un buen ejemplo al respecto.

Con dirección de Marisa Bentancur, el espectáculo lleva a escena a seis personajes de la Patria Vieja, seis mujeres de principios del siglo XIX, que en plena revolución oriental vivieron aquellos tiempos convulsionados desde distintos lugares y perspectivas. La obra estará en cartel viernes y sábados a las 21:00, y domingos a las 17:00, hasta el domingo 20 de agosto. Entradas en Tickantel y la sala, a $ 150. Los domingos los mayores de 60 años entran gratis.

Las artiguistas relata desde la escena una mirada distinta de los grandes hechos de la historia nacional. No para ponerlo en entredicho, sino para ofrecer otra historia, la de una serie de personajes secundarios, que aportaron a la revolución independentista desde un lugar diferente. Para eso, Schinca toma diversas anécdotas de época, y les da un marco literario y escénico personal.

Así, por ejemplo, el dramaturgo da vida a una mujer que concurría a las puertas de la muralla de Montevideo, a cantar sus versos contra los españoles encerrados en la ciudad. Y esa galería de mujeres tiene como común denominador una altura tremenda para plantarse frente a la adversidad. Se trata de mujeres de pueblo o de ciudad, madres, esposas e hijas enfrentadas a situaciones límite, sometidas al miedo, al dolor, a la traición, a los triunfos y también a los fracasos de los duros años de la Independencia. Con esos personajes, Schinca (1926-2012) compuso un friso de mujeres de valor y coraje, transgresoras también, cada una a su modo.

El sexteto de personajes es encarado por tres actrices solventes: Roxana Blanco, Cristina Machado y Claudia Rossi, que con gran dinámica escénica animan una versión con mucho trabajo corporal. El título había sido estrenado en 1975, y formó parte de una seguidilla de obras de Schinca dedicadas a la temática histórica local. Como Bernardina de Rivera, que Laura Escalante había dirigido en el Auditorio Vaz Ferreira en 1973, o Los Blanes, que Eduardo Schinca puso en escena en Sala Verdi, al año siguiente.

La presente versión del elenco oficial vuelve así sobre un texto de varias décadas atrás, que permite mostrar un tipo de dramaturgia que en su momento fue novedosa, y todavía hoy conserva elementos de singularidad formal, planteados desde el conocimiento erudito que tenía Schinca.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)