Hoy es la última jornada del concurso oficial y se sabrán los ganadores

Noche de fallos para la fiesta de Momo

En pocas horas se conocerán los resultados del concurso de Carnaval y apenas cinco conjuntos, de los 42 participantes, estarán festejando la obtención del galardón máximo en su categoría.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Teatro de Verano despide el concurso pero aún quedan veladas para disfrutar.

El concurso de arte con parámetros deportivos suele ser injusto con aquellas propuestas que aún no se han amoldado a los vicios de esta competencia. Seguramente mañana estaremos escuchando voces de disconformidad con un fallo que no premió a aquellos que el público eligió como favoritos.

Esto no es más que la confirmación de la existencia de dos carnavales en un mismo formato: uno se vive en los barrios, sin contracturas ni reglas. Otro, en el Teatro de Verano, repleto de normativas que acotan el hecho artístico en sí mismo.

Lo cierto es que, por ahora, uno depende del otro y no hay forma visible de disociarlos. El nivel artístico de los conjuntos depende estrictamente de la competencia, pero la forma más pura de la mayor parte de los espectáculos sólo se alcanza en los escenarios barriales.

Hecha la salvedad, que seguramente explique muchas de las diferencias que vayan a surgir en las próximas horas, podemos meternos de lleno en la definición de un año de competencia bastante particular, sin grandes sorpresas y con un elevado porcentaje de espectáculos que lograron superar la media y que —sin alcanzar la excelencia— aún conservan posibilidades en la competencia.

Esto se da particularmente en la categoría de murgas, donde no existen ejecuciones perfectas que permitan visualizar a un claro ganador.

La murga como categoría se enfrenta a la disyuntiva que le genera la evolución de formato y estilos, y cada vez más se nota que el formato de "murga diario" está perdiendo efecto a nivel de aprobación del público en general, que se torna más exigente respecto a lo que se dice y cómo se dice en los repertorios. La figura del cupletero, tal como lo conocemos históricamente, también ha ido mutando y su aceptación ha ido mermando con respecto a un estilo más colectivo de participación, con figuras que destacan de los grupos asumiendo roles protagónicos pero sin alcanzar el estatus de cupleteros.

El parodismo también enfrenta cierta lucha de formatos aunque por ahora viene liderando el tradicionalismo en lo que a competencia refiere. Esto obedece estrictamente a que los representantes de la nueva forma de construcción de espectáculos en la categoría —que conceptualmente superan a los establecidos— aún no han logrado conmover a cabalidad. Muchas veces confunden coherencia con desatención en la cobertura de algunos rubros que no hacen a la esencia de un espectáculo, pero contribuyen a la globalidad de la propuesta.

La categoría revistas está necesitando una urgente revisión porque no ha logrado mantener un nivel aceptable respecto a los demás géneros y no formula propuestas atractivas en términos generales.

Los libretos, en general, no alcanzan a interesar al público y las propuestas tienden a disociar lo que dicen de lo que bailan perdiendo de esa forma su rol fundamental.

Humoristas y comparsas esta temporada han presentando en términos generales buen nivel, aunque en estas categorías también parece necesario hacer algunas revisiones, más que nada en los tiempos de actuación.

Reducir en algunos minutos los tiempos establecidos de actuación seguramente redundaría en mayor interés por parte del público, y facilitaría la elaboración de espectáculos que potencien su calidad. Esto perfectamente podría aplicarse en la categoría Revistas.

CINCO RUBROS A EVALUAR EN EL CERTAMEN

Parodistas - Zíngaros

Parodistas tiene un claro favorito: Zíngaros, el conjunto liderado por "Pinocho" Sosa, al que le pisan los talones Momosapiens que aún debe actuar esta noche y tiene posibilidades de victoria.

Humoristas - ¿Cyranos o S.A.?

En esta categoría, deberían ser ante todo los conjuntos Cyranos y Sociedad Anónima los que diriman el premio mayor. Fue una competencia muy pareja en este taquillero rubro.

Murgas - Tres favoritas

En murgas la compulsa tiene como favoritas a Patos Cabreros, La Trasnochada y Cayó La Cabra. Tres estilos diferentes, con fortalezas en distintas partes de sus espectáculos y altos niveles de efectividad.

Comparsas - C 1080

La categoría con definición más clara es comparsa, donde C1080 debería esgrimirse como la gran ganadora y su espectáculo debería ganar el reconocimiento al mejor del Carnaval.

Revista - ¿TABÚ?

En esta categoría, la definición por el premio debería darse entre Tabú y La Compañía, con alguna ventaja para la primera, opinión basada fundamentalmente en el desempeño de su cuerpo de baile.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)