TEATRO

Mujeres que han nacido para subir a los escenarios

La Comedia Nacional estrenará “Bichos de teatro”.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Lucía Sommer. Foto: Difusión

Este sábado, a las 21.00, la Comedia Nacional estrena Bichos de teatro, de la escritora inglesa April de Angelis, en la Sala Zavala Muniz, del Solís, bajo dirección de Lucía Sommer, también actriz del elenco oficial. Se trata de un texto contemporáneo, cuya ficción sin embargo se ubica alrededor de 1670, para contar la historia de las primeras mujeres inglesas que subieron al escenario. La obra tiene un marcado mensaje feminista, cuestionando cuál es el lugar que se les da realmente a las mujeres hoy. Para representar a estas aguerridas señoras, estarán en el escenario Andrea Davidovics, Natalia Chiarelli, Stefanie Neukirch, Alejandra Wolff y Sofía Rivero, esta última como actriz invitada.

El espectáculo toma como personajes a un grupo de pioneras que lucharon por sus carreras en el escenario, y por un reconocimiento genuino de su condición de artistas, distinción de la que entonces gozaban únicamente los hombres. "La autora utiliza esos personajes para contar sobre la situación de la mujer, en el teatro, y en la vida, en la actualidad, y desde aquel momento hasta ahora", señala a El País Lucía Sommer.

Con escenografía y vestuario de Beatriz Ramírez, iluminación de Ivana Domínguez, y composición y arreglos musicales de Sara Sabah y Federico Righi, el montaje, de una duración aproximada de dos horas, quedará en cartel hasta el domingo 30 de julio. Va viernes y sábados a las 21.00 y domingos a las 17.00. La obra es apta para mayores de 12 años, y las entradas se venden en la sala y Tickantel, a $ 150.

—¿A nivel de puesta en escena, es de corte naturalista?

—Diría que podría parecer naturalista. Y tengo tremendo elenco, en una sala divina.

—¿Vos por ser mujer, tuviste que trabajar más para armar tu carrera?

—Sí, yo creo que sí. También por la cantidad de mujeres para un solo lugar. Por ejemplo, en un concurso anterior que yo me había presentado en la Comedia Nacional, había ingreso para tres chicos y una sola chica.

—¿Sentís que hay en el teatro más buenos personajes masculinos que femeninos?

—Buenos personajes, sí. Aunque ahora, con la dramaturgia contemporánea, quizá menos. Un ejemplo es Galileo Galilei: hay dos personajes femeninos. Pasa lo mismo con Otelo.

—¿Entrar en la Comedia Nacional te cambió mucho la vida?

—Obviamente. Cuando entré me acuerdo que me llamó Marcelino Duffau y me dijo que me felicitaba, no porque te va a cambiar tu vida en lo económico, sino porque vas a poder hacer teatro de calidad. Me permite trabajar con grandes textos. Creo que en el medio eso se ha perdido mucho: cada vez se hace menos teatro de calidad. Con calidad sí se hace.

—¿Las políticas culturales de género, cómo las ves?

—Es importante que haya esas políticas. Si no le dan cuota, a la mujer no la dejan avanzar. Por otro lado, a veces se pone a una mujer porque queda bien. Y eso me revienta también: el discurso que en realidad está vacío, el discurso que está de moda. Eso por momentos se da. Se usa ese discurso como una herramienta política. A veces es una jugada política. Y quizá nosotras como mujeres tenemos que aprovecharnos de esa jugada política para ganar terreno.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados