Alejandro Martínez prepara una comedia de Rémi de Vos

Un comediante francés y un director debutante

Hasta que la muerte nos separe: un vodevil contemporáneo

Hasta que la muerte nos separe
Hasta que la muerte nos separe. Foto: Alejandro Persichetti

Hasta que la muerte nos separe es una comedia francesa escrita por Rémi de Vos, un dramaturgo que ha cobrado progresiva notoriedad desde los años 90 y que próximamente va a formar parte de la cartelera de Espacio Teatro. El título será el primer trabajo actoral que presenta en el circuito teatral profesional el actor Alejandro Martínez, artista de larga carrera, que desde 1990 se ha desempeñado ininterrumpidamente como intérprete en las más variadas obras.

Nacido en 1963 en Dunkerque, Rémi de Vos brinda a través de su escritura situaciones de mucha violencia y dureza, mezcladas naturalmente con humor y comedia. Desde que en 1996 recibió una beca para su primer texto teatral, escribió más de 10 obras, que fueron elogiadas y premiadas en las distintas capitales del teatro. Concretamente Hasta que la muerte nos separe fue representada en Francia, España, Ecuador y Argentina, entre otros países, y desde el viernes 6 de octubre se incorporará a Espacio Teatro, donde irá todos los viernes a las 21.00, siendo este estreno un paso importante en la difusión del autor en Uruguay.

Estrenada en el Théatre de Lorient en 2006, en la obra se han visto elementos que unen a este autor con el vodevil de Feydeau y el absurdo de Ionesco, incluso del propio Moliere. El texto habla de la familia y del amor, desde un humor que surge de las irónicas observaciones a las relaciones: sus situaciones hacen hincapié en la imposibilidad de decir las cosas que se sienten o hacerse cargo de los actos que se llevan a cabo.

“Para el montaje de la obra jugamos a algo muy minimalista”, explicó a El País Martínez, quien dirige a los actores Mariela Viña, Mariana Castro y José Guzmán. El trío de artista interpretará un argumento que promete humor: a raíz de la muerte de su abuela, un hombre reanuda relaciones con su madre, a quien no ha visto desde hace muchos años. El reencuentro es difícil, pero es también para él la oportunidad de volver a ver a su amor de la juventud, que nunca pudo olvidar. A pesar de todos los reproches mutuos y de un incidente que hubiera podido comprometerlo todo, el reencuentro finalmente se concreta, con algunas sorpresas en la trama. “El público puede sentirse plenamente identificado con alguno de los tres personajes, porque la obra también trata sobre la vida”, reflexiona el director.

“Yo siempre me desempeñé como actor y lo disfruto muchísimo. Amo actuar. Ahora al dirigir siento otro tipo de adrenalina: me siento cómodo y hay momentos de mucha ansiedad, ya que es otro tipo de responsabilidad. Dirigir requiere de mucho trabajo, y estudio en mi casa que es otro tipo de forma de estudiar como cuando yo trabajo como actor”, dice sobre esta nueva experiencia.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)