LA COLUMNA DE TINA FERREIRA

Siempre creciendo

En 1990 se hicieron las primeras Llamadas en Durazno y Álvaro Acuña fue uno de los ocho fundadores de aquella comisión de carnaval. Con 25 años organizando el carnaval y otros eventos, y con el propósito de dar participación a todas las comparsas del país, se unió al equipo para dar inicio a las primeras Llamadas del interior en su departamento. Hoy cree que la cultura y el turismo necesitan un apretón más fuerte y que innovar es la respuesta para mantenerse a la vanguardia en el interior.

—¿Qué dio inicio a las primeras Llamadas en Durazno?

—Se inició con personas que estaban muy vinculadas al candombe y a partir de un barrio donde se toca mucho el tambor, porque Durazno es una cuna de candombe. Es tan fuerte que tenemos ocho comparsas de alto nivel solo en la ciudad —Uráfrica, Llamarada Duraznense, Mandela, Afrocan, Lonjas del Varona, Reencuentro, Corazón Lubolo— hicimos las primeras Llamadas del interior con tres comparsas y realizamos el único monumento al tambor en todo el país. Con el tiempo logramos la participación de más de 30 de todo el interior. El marco de público en aquel entonces era regional: de los departamentos contiguos y las ciudades vecinas. Después, gracias a la prensa local, regional e internacional crecimos mucho. Tanto, que se mantuvo como el evento de Llamadas más importante del país después de Montevideo, gracias a la inversión por parte de todos los hacedores: comisión, conjuntos, intendencia, comerciantes, y el Ministerio de Turismo que recién nacía. También fueron muchos las grupos y las figuras de renombre que participaron actuando o de invitadas durante estos 26 años.

—¿Cómo se mantiene ese estatus?

—Estar a la vanguardia en el interior tiene un costo y hay que trabajar cada vez más para mantenerlo: hay una explosión de Llamadas en todo el país y quien no se adapta se queda atrás. Por eso hay que estar atento a tomar ideas y a mejorar cualquier detalle que te enaltezca como pavimento que es el escenario, formación con lo que respecta al arte, alumbrado, gradas, palcos, vialidad, pagos, invitados, proveedores, procedimiento de evaluación, venta, difusión, y todo, todo siempre puede mejorar y también se puede innovar. Perdimos la condición de participar directamente en Montevideo, pero eso no es condicionante. Una forma de innovar nuestro evento sería hacer las primeras Llamadas del Mercosur en nuestro territorio que está estratégicamente ubicado en el país.

   
   
Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)