STREAMING

"Freud", serie sobre la aventurera juventud del padre del psicoanálisis ya está en Netflix

La serie austríaca, que es una tendencia en Netflix Uruguay, mezcla un conocido personaje de la historia con mucha ficción dentro de un policial

Imagen de la serie "Freud". Foto: Difusión
Imagen de la serie "Freud". Foto: Difusión

La miniserie de ocho episodios, Freud, que se estrenó hace pocos días sin mucha publicidad, es la segunda más vista en Uruguay en Netflix, según datos de la propia plataforma (la primera es Toy Boy, una suerte de Magic Mike español de la que ya hablaremos).

Freud es un policial de época, violento y sangriento al estilo El Alienista (que también está en Netflix)que se centra en un joven Sigmund Freud, o sea cuando aún era un neurólogo de reputación dudosa intentando conseguir notoriedad en Viena. Es una producción austríaca, hablada en alemán.

El padre del psicoanálisis (interpretado por Robert Finster) se una con una medium que sí es capaz de contactarse con los espíritus, Fleur Salomé (Ella Rumpf) y un policía, Alfred Kiss (Georg Friedrich), quien todavía carga con las consecuencias emocionales de un conflicto bélico pasado.

Esta tríada inesperada se irá conociendo y terminará ayudando a resolver crímenes que necesitan (como CSI las pruebas de la escena del crimen, Bones los huesos o Criminal Minds el análisis de la conducta), de la hipnosis y los conocimientos médicos que puede aportar Freud.

Imagen de la serie "Freud". Foto: Difusión
Imagen de la serie "Freud". Foto: Difusión

Todo esto ambientado en una Viena de fines del siglo XIX, o sea cuando la capital austriaca era el centro del mundo y está a punto de perder su esplendor.

Alguien ha comparado Freud con esos inventos recientes del tipo Abraham Lincoln, cazador de vampiros u Orgullo, prejuicio y zombies. Allí se combinaban productos históricos y culturales instalados en el imaginario colectivo y se los trasladaba a situaciones que no tienen nada que ver.

Ya han habido intentos televisivos de convertir a Freud en un investigador del tipo Sherlock Holmes. En 2014, incluso, uno de los guionistas de Los Archivos X, Frank Spotnitz estuvo trabajando en Freud: The Secret Casebook, una serie en la que el psicoanálisis ayudaba a resolver crímenes, recordó el diario The Guardian cuando anunció el comienzo del rodaje de la serie. Allí también se recuerda que Freud era un fanático del flemático detective creado por Arthur Conan Doyle.

Imagen de la serie "Freud". Foto: Difusión
Imagen de la serie "Freud". Foto: Difusión

Así, aunque se llama Freud, esta miniserie no se centra en el desarrollo de la teoría del inconsciente, o en el proceso que desencadenó en La interpretación de los sueños (1899), sino que solamente utiliza el nombre de Freud como excusa y personaje central para construir todo un mundo de ficción.

Eso hace que haya una trama entretenida y una historia policial que se ambienta tanto en los salones donde hombres de frac y mujeres con fastuosos vestidos de la alta sociedad vienesa se pasean, como en las laderas del río Danubio, allí donde viven los marginados de la sociedad.

Y si bien hay un intento por asustar con mutilaciones de niños, demonios ensangrentadas o las inquietantes alucinaciones de la medium y un asesino que anda suelto, los capítulos -todos con nombres asociados al psicoanálisis como histeria, totem y tabú, regresión y supresión- están llenos de información de la obra y el tiempo de Freud.

Sobre todo los primeros cuando se presentan los personajes, la trama y hay que acostumbrarse a un idioma distinto al español que tiene series y películas como tendencia de hoy en Netflix. Freud es la única realización no española entre las cinco producciones más vistas en Uruguay.

Intenciones estéticas surrealistas, acompañadas de una buena ambientación y elenco son parte del atractivo de esta serie.

Dejando de lado las diferencias históricas, su intento por unir forzosamente a una de las mentes más influyentes del siglo XX con mediums o que sea un intento de detective novato, la ficción creada por Marvin Kren, Stefan Brunner y Benjamin Hessler mantiene una buena dosis de misterio como para estirar los ocho episodios que integran esta primera temporada.

A partir del tercer capítulo es cuando la serie realmente comienza a mostrar su historia que tiene más muertes y misterios que serán resueltos por la policía, con la ayuda de este trío de investigadores.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados