COMEDIA

"Fleabag", una protagonista con mirada inquieta y mente podrida

"Fleabag", una brillante comedia inglesa que está disponible en el servicio de streaming Amazon Prime

Phoebe Waller-Bridge en Fleabag. Foto: Difusión
Phoebe Waller-Bridge en la serie inglesa "Fleabag", disponible en Amazon Prime. Foto: Difusión

Once nominaciones al Emmy recibió la segunda temporada de Fleabag. Se trata de una pequeña comedia británica (son apenas seis episodios esta temporada) que fue creada, escrita y protagonizada por Phoebe Waller-Bridge y está en el catálogo del servicio Amazon Prime.

Si no le suena el nombre de Waller-Bridge, vaya tomando nota porque esta joven de 34 años es una de las que ya suenan para arrasar en los Emmy que se entregan el mes que viene. Si bien hace algunos años que está en los medios, fue el año pasado cuando alcanzó la fama gracias a la serie Killing Eve (disponible en Cablevisión Flow) que también creó y escribió. Y ese tono ácido para la comedia estaba en Crashing que está en Netflix y vale la pena descubrir.

Para demostrar la importancia que tiene el elenco de esta serie, cinco de las nominaciones que recibió a los Emmy fueron para sus actrices, empezando con Waller-Bridge que fue nominada a mejor actriz y guionista. También lograron nominaciones Sian Clifford y Olivia Colman como actriz de reparto, y Kristin Scott Thomas y Fiona Shaw a mejor actriz invitada. Sí, todas las caras conocidas de la comedia británica están reunidas en esta serie, y todas están muy bien en sus papeles. También logró una nominación a mejor comedia, y las restantes nominaciones son en rubros técnicos: dirección, casting, fotografía y edición.

En la pasada edición de los Critic’s Television Association, Fleabag se llevó tres premios, incluido el de serie del año.

En esta segunda temporada, Fleabag (Waller-Bridge) ha logrado superar la muerte de su amiga que falleció en la temporada anterior, mientras intenta reparar la relación con su hermana mayor, Claire (Sian Clifford), aunque el molesto marido de ésta no ayuda a hacerlo más sencillo. Eso queda demostrado ya en el primer episodio.

Y entre tanto, comienza una amistad (con ganas de que se convierta en relación sentimental) con un sacerdote que tiene el rostro de Andrew Scott (el Moriarti de Sherlock con Benedict Cumberbatch). Sí, Fleabag es una mujer complicada a la que le gustan los retos; y hacer que un sacerdote renuncie al celibato, es uno de los mayores desafíos posibles.

Once nominaciones al Emmy recibió esta comedia negra creada por Phoebe Waller-Bridge. Foto: Difusión
Once nominaciones al Emmy recibió esta comedia negra creada por Phoebe Waller-Bridge. Foto: Difusión

Los personajes de esta serie no tienen nombre, apenas son llamados como papá, madrina o él, incluso la protagonista no tiene nombre, se llama simplemente Fleabag en los créditos. Porque no importa cómo se llamen, sino cómo se comportan, dialogan, discuten o se pelean con los demás personajes.

La primera temporada de Fleabag se estrenó en 2016, también por Amazon, aunque el servicio de streaming no tenía la visibilidad de hoy, y la serie no tuvo mucho éxito entre la audiencia. Y si bien esa primera temporada fue aclamada por los críticos, los Emmy se olvidaron de ella. Este año subsanaron ese terrible error.

Porque Fleabag es una serie inquieta, divertida, grotesca y muy negra, donde sexualidad, amor, perversiones y feminismo son los pilares sobre los que se construye esta comedia.

Andrew Scott es el sacerote e interés romántico de la protgonista en Fleabag. Foto: Difusión
Andrew Scott es el sacerote e interés romántico de la protgonista en Fleabag. Foto: Difusión

Uno de sellos distintivos de esta serie es que los espectadores conocemos y vemos lo que sucede, a través de los ojos de la protagonista, quien tiene un peculiar gusto por el caos y la exageración, mientras intenta, no siempre con éxito, exteriorizar sus sentimientos.

La serie (que no tendrá tercera temporada hasta que Waller-Bridge, dijo ella, cumpla 50 años) se basa en una obra de teatro que escribió esta actriz y dramaturga inglesa. La trama también se centraba en esta mujer (llamada simplemente Fleabag), que es la propietaria de un café, e intenta superar la muerte de su madre, y de mejor amiga. Para hacerlo, realiza comentarios, hace guiños y mira directamente a la cámara, rompiendo así la cuarta pared, para hacernos partícipes a los espectadores de sus intenciones.

Y Fleabag es ese tipo de series que rara vez se ve en televisión, presentando a una protagonista divertida, imperfecta y muy incisiva que no se calla nada. Así, no es extraño que el espectador termine obsesionado con ella, ya que ella también está obsesionada nosotros, por contarle lo que piensa, queriendo demostrar que no es la única con una mente retorcida.

Desde el inicio, Fleabag demuestra no tener límites, mostrándose tal cual es ante los espectadores (no así ante su familia o amigos). Esto se debe a que la protagonista internaliza sus emociones e intenta convertir todo en una broma, como le dice su hermana mayor.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)