ESTRENO

Así es "Run", la prometedora serie de HBO que tiene detrás a la dupla de "Fleabag"

HBO estrenó este domingo una suerte de comedia romántica, creada por Vicky Jones y producida por Phoebe Waller-Bridge, las responsables de "Fleabag"

La serie "Run" de HBO. Foto: Difusión
La serie "Run" de HBO. Foto: Difusión

Una de las máximas de la televisión de hoy es que si Phoebe Waller-Bridge está en los créditos, es muy probable que el contenido en cuestión esté bueno. La inglesa, creadora, actriz, guionista y productora, arrasó en los últimos Globos de Oro con la aclamada comedia Fleabag, su obra cumbre hasta ahora y disponible en Amazon Prime Video. Además es responsable de la igualmente elogiada Killing Eve (Cablevisión Flow, NSNow), un thriller bien diferente a las idas y vueltas de Fleabag; y en Netflix se puede ver otra comedia suya, Crashing, no tan comentada pero de calidad.

Pues Phoebe Waller-Bridge es productora ejecutiva de Run, la serie que HBO estrenó el domingo y que, tras un primer episodio de media hora, se perfila para ser una de las destacadas del año. La premisa y las actuaciones están muy bien. Y no solo está Waller-Bridge, sino que su habitual colaboradora Vicky Jones es la creadora y guionista. Juntas escribieron Fleabag como obra de teatro, así que la efectividad de la dupla está probada.

Run es una comedia pero también es un thriller, a priori parece una aventura romántica y tiene, de hecho, romanticismo en su forma: el dejarlo todo por otra persona, el saltar al vacío, una huída en tren y hasta Nueva York como locación contribuyen a eso. Queda por ver si el amor romántico está presente en toda la temporada.

Es la historia de Ruby (Merritt Wever), aburridísima de su vida estándar con marido y dos hijos, que de repente recibe en forma de mensaje de texto, un enigmático “Run”. El que escribe es Billy (Domhnall Gleeson), y pronto sabremos que tuvieron una historia hace más de 15 años, y por entonces hicieron un pacto. El día en que uno le escribiera al otro que corriera, dejarían todo y seguirían una serie de instrucciones exactas para encontrarse en un tren. Todo está inspirado en un pacto de Jones y Waller-Bridge, así de clave es su vínculo.

¿Pero qué tan mal pueden estar las cosas para que adultos con la vida medianamente hecha, dejen todo para correr tras la incertidumbre de una promesa adolescente?

Sobre esa base se irá construyendo Run, que estrena episodios los domingos a la medianoche y luego quedan disponibles en HBO Go, NSNow, Cablevisión Flow y demás plataformas de streaming de servicios de cable. Parte de la crítica internacional con acceso a la temporada completa (ocho episodios en total) ya la tilda de excelente y de lo mejor del año.

Por lo pronto, el primer episodio evidencia una notable química física y emocional entre los protagonistas. Wever, dos veces ganadora del Emmy (por Nurse Jackie y Godless), hace de Ruby una de esas mujeres llenas de vida y opacadas por la rutina: lo dicen el color de su ropa, un gesto de liberación tan simple como soltarse el pelo, la sonrisa pícara y contenida. Y Gleeson (Cuestión de tiempo, Brooklyn) es un coach de crecimiento profesional que edita libros y cosecha éxitos, pero al parecer tiene una vida vacía, o lo suficientemente entreverada como para encontrar en el escape una vía de salvación.

La media hora inicial y los antecedentes de Jones permiten imaginar un par de personajes conflictuados y con mucho para mostrar, en una fuga existencialista y de aire romántico con la que la mayoría alguna vez soñó.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados