Columna

Lo único que importa de la boda

Laurita, la nueva columnista de farándula digital, habla de Godín, Nandez y por qué viene Griezmann a Uruguay

Diego Godín
Diego Godín y Sofía Herrera

Hola a todes! Chiste, chiste para romper el hielo. No les voy a hablar en lenguaje inclusivo. ¿O sí? Aprovecho estas líneas para presentarme porque es mi primera vez por acá: soy Laurita, y me toca escribir sobre la farándula y su relación con las redes sociales. Sí, ya sé, es lo que hacen todos los otros columnistas, pero yo soy de otra generación, así que estoy atenta a algunos asuntitos que mis colegas, bueno, digamos que se pierden.

Voy a debutar hablando del casamiento por civil del capitán del pueblo, Diego Godín, y su novia Sofía Herrera, que se casó de pantalón y destapó el champagne. Hablame de empoderamiento femenino y de romper con los esquemas patriarcales.

Godín se casó por civil este fin de semana, y como hacen la mayoría de los futbolistas por las agendas de sus campeonatos, la fiesta con bombo y platillo será a fin de año. ¿Vieron que Antoine Griezmann viene a Uruguay en diciembre? Bueno, es por eso, no porque quiera cebarnos mate a todos los uruguayos.

Al margen de que a la parejita se la ve preciosa y recontra feliz en las fotos, tengo un dramón con toda esta alegría, un dramón que es tema de conversación con mis amigas en Whatsapp: ¡no paramos de pensar en Nandez!

Hace un par de semanas se viralizó un fanfic en las redes, en el que algún ser humano ocurrente (si me estás leyendo, contame quién sos) se imaginó un triángulo amoroso entre Godín, Nahitan Nandez y Griezmann, en el que el volante siempre sale con el corazón roto.

Hay faltas de ortografía, peleas con naranjas, el Cebolla Rodríguez reparte golpes con un parlante, otras relaciones clandestinas entre jugadores, canciones de los Pimpinela... No sé, es todo tan ridículo que lo leí por primera vez para ver de qué estaban hablando todes, y ahora no puedo parar de consumir cual caja de pop en el cine. Es una lástima, porque el Nandez de la ficción me empaña un poco la alegría de la boda real.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)