Quita penas

La primera semana de Pampita para olvidar el dolor

Recién separada de Benjamín Vicuña, la modelo fue a una fiesta en el Hipódromo de Palermo en Buenos Aires con amigos y bailó hasta la madrugada

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Pampita

Fueron semanas de intensa exposición mediática para Pampita Ardohain sin que ella ni siquiera lo buscara. Tras su separación de Benjamín Vicuña , se difundieron unos audios que revelaban una polémica discusión de pareja y tuvo que añadir a la angustia por la ruptura la exposición de su intimidad. Mientras Vicuña no pudo evitar a los medios dado que está en plena difusión de su última película, la modelo guardó silencio y se concentró en sus hijos durante todos estos días. Hasta ahora. En tanto en su entorno se habla de que empezarán a hacer terapia de pareja para recuperar la familia, Pampita anoche decidió salir y divertirse con amigos. 

Pampita llegó al Hipódromo de Palermo para la fiesta Prix de Baron B, ya un clásico en la agenda de eventos sociales porteños, escoltada por el relacionista público Facundo Garayalde, y evitó dar declaraciones. Solo habló de moda: había llevado un vestido de Marcelo Giacobbe, negro, transparente, bordado con hilos de seda formando colibríes de colores, el pelo suelto y no cumplió con el dress code que exigía fascinators para las damas. Luego, se instaló en uno de los livings decorados por Javier Iturrioz a disfrutar de la comida y con una vista privilegiada de la carrera de caballos que tuvo lugar ahí. Se mantuvo siempre rodeada de amigos que la acompañaron en todo momento y bailó hasta las 2 de la madrugada, siempre con una gran sonrisa, al ritmo de los hits que pasó el Grupo Sarapura.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados