JURADO POLÉMICO

Germán Martitegui, el jurado más exigente de la versión argentina de "Masterchef" 

El reconocido chef se ganó un terrible apodo de parte de los participantes del programa y dijo que gracias a "Masterchef Junior" decidió ser padre

Germán Martitegui, reconocido chef argentino. Foto: La Nación/GDA
Germán Martitegui en su restaurante "Tegui". Foto: La Nación/GDA

La versión argentina de Masterchef: Celebrity ha encontrado a su jurado más estricto: el premiado Germán Martitegui. Este chef es el jurado más exigente del concurso, en contraposición con los otros dos Donato de Santo y Damián Betular. Firme en sus convicciones y duro en sus devoluciones, el cocinero es el más temido por los participantes.

En la primera semana del certamen, Martitegui ya tuvo cruces con Fede Bal, el Turco García y el Mono de Kapanga. Y con toda esa exigencia, parece que hasta se ganó un apodo muy malicioso por parte de todos los participantes.

"Masterchef Celebrity Argentina". Foto: Difusión
"Masterchef Celebrity Argentina". Foto: Difusión

En el programa Intrusos, Rodrigo Lussich reveló parte de la interna del programa. “Los participantes le pusieron el peor de los apodos. Le dicen Ratatouille”, contó el periodista. Además, intentó explicar de dónde viene el apodo: “Ellos se basan en un episodio de un restaurant del chef, que tuvo que cerrar” en 2016. Según contó el uruguayo, en ese año se hizo una denuncia contra un restaurante de Martitegui indicando que en el lugar había ratas. El famoso local ubicado en el coqueto barrio de Palermo había pertenecido a Martitegui, quien en el momento en que se hizo esa acusación aseguró que él ya no era más propietario del local.

Igualmente los participantes no se olvidaron de ese incidente y de ahí el apodo que se ganó el más exigente de los jurados.

MasterChef Junior
Donato De Santis, Germán Martitegui y Christophe Krywonis fueron los jurados de "Masterchef Junior". Foto: Difusión

Pese a esta chicana de los participantes, para Martitegui, quien es jefe de cocina de uno de los 50 mejores restaurantes del mundo, la clave para destacarse en el concurso es simple: hay que organizarse. “Para mí si sos organizado, ya tenés un tercio hecho. O si alguien es muy emotivo te puede sorprender. A veces no hace falta que toda tu familia te admire por cómo cocinás sino que te guste comer y que le pongas mucha pasión a lo que te dicen que tenés que hacer”, dijo el chef.

Más allá de su rol como jurado del reality, Martitegui también tiene un trabajo exigente: ser padre de Lorenzo y Lautaro, sus hijos nacidos a través de la subrogación de vientre y, según el cocinero, son fanáticos de la comida como él.

El cocinero dijo que tomó la decisión de convertirse en padre luego de ser jurado en Masterchef Junior. “Donato sabe todo el backstage de toda la situación. Yo era de esa gente que si me acercaban un bebé y me pedían que lo agarre me negaba rotundamente, no quería saber nada, pero algo cambió en mí con el programa. Veníamos de ser muy exigentes con el MasterChef de adultos, entonces ahí me empecé a dar cuenta que a los chicos les teníamos que hablar de otra manera y fue un gran desafío”, rdijo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados