COLUMNA FARANDULERA

Al final Nostradamus era un poroto en comparación con la Natacha Jaitt

Nuestra analista de la farándula escribe sobre los premonitorios mensajes de Natacha Jaitt sobre una serie de temas muy actuales en Argentina

Natacha Jaitt tenía 41 años y dos hijos, un adolescente de 12 años y una joven de 20. Foto: El País
Natacha Jaitt tenía 41 años y dos hijos, un adolescente de 12 años y una joven de 20. Foto: El País

No sabés, parece que estuviera entre nosotros, me dijo mi amiga Irene que me llamó para contarme que le dijeron que algunos mensajes que Natacha Jaitt escribió hace varios años, eran premonitorios al acontecer de estos días.

Me decís que predijo la pandemia y me caigo en el piso que lavé, le digo.

Bueno, no lo hizo, pero sí anduvo hablando del doctor Mühlberger, y también anduvo avisando de los riesgos de participar en la venta de esas maquinitas que no te gustan y que ahora están en el centro de toda la polémica.

Mirá, dijo Irene, en el 2013 ya andaba hablando pestes del doctor. “El Dr. Mühlberger debería ir buscando una suite con Giselle Rímolo. Avisé”, escribió Natacha; y hace un par de años también se encargó de hablar pestes de la maquinita y la supuesta estafa piramidal. ¿Y sabés quién ha estado rescatando esos mensajes?, preguntó Irene.

Y querida, todo indica que se trata del hermano de la Natacha, el Ulises.

Vos siempre con la bola de cristal, me dijo. Sí, fue Ulises que encima se animó a decir en las redes sociales: “Natacha sabía todo... por algo la mataron”.

Querida, le respondí, Natacha habló pestes de medio mundo y que dos cosas que dijo sean ciertas hoy, no significa que el resto sea palabra santa.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados