Crítica

La noche en que los zombies pararon la lluvia

Cuarteto de Nos presentó su nuevo disco en el Teatro de Verano

Cuarteto en el Teatro de Verano
Cuarteto en el Teatro de Verano

Con una lluvia que fue todo lo solidaria posible y recién apareció, con la levedad de una llovizna, al comienzo de los bises, elCuarteto de Nos le dio la fiesta que esperaba de él un Teatro de Verano repleto.
La excusa era presentar Apocalipsis Zombi, su muy buen último disco y que, a juzgar por los coros desde la tribuna, ha sido aceptado con fervor por la parcialidad cuartetera. Algunos de los asistentes fueron vestidos de ancianas, un guiño a la primera época de la banda, y a la entrada en un stand se maquillaba de zombies a los más dispuestos a la complicidad. El público era netamente familiar con mucho niño en la vuelta.
Poquito después de las 21.00, con un retórico “¿Hay alguien ahí?” que remite a ese nuevo disco, los cinco integrantes delCuarteto aparecieron en escena con máscaras alusivas al primer tema de la noche, “La bestia”. A partir de ahí y durante dos horas, la banda presentó íntegro el disco (solo quedó afuera “Mirada de Nylon”, lo que es una pena porque es una gran canción) salpicado con algunos de sus éxitos recientes y solo uno de su prehistoria, “Me amo”.

Ficha
Roberto Musso
Cuarteto de Nos
MotivoPresentación de "Apocalipsis zombie"
Dónde:Teatro de Verano
CuándoSábado 9 de setiembre

El show fue una escala de su gira continental; en estos días actúan en Colombia

A la banda se le nota la carretera de todos estos años (el concierto del sábado enMontevideo fue una escala de su gira continental; ayer ya estaban en Colombia) y eso les ha dado un sonido potente. Aunque RobertoMusso es claramente el que hace el mayor trabajo, el set incluye un par de canciones de Santiago Tavella, que son saludadas con simpatía. Santiago Marrero, el tecladista tiene una parte rapeada mientras Alvaro Pintos en batería y Topo Antuña en guitarra disfrutan haciendo que todo esté en su lugar y son fundamentales. Son una gran banda aunque a la fiesta a veces falte sin aviso, la voz de Musso, a la que se le impone desafíos de los que no siempre sale airoso.En algunos momentos del show se escucharon algunos de esos tropiezos.
Igual importa poco una vez que el público se enfrenta a un repertorio así de inteligente e ingenioso, a un frontman que entrega mucho y a un despliegue visual que también capta la atención.Las gráficas son originales, alusivas y divertidas.
Musso es uno de los grandes compositores uruguayos como quedó clarísimo en el repertorio del show con una capacidad que va más allá de su notorio don para las rimas: en estos últimos 30 años ha sido un cronista de nuestras dolencias contemporáneas con diagnósticos precisos y encima pegadizos.
Quizás ahí esté parte del secreto de tanto amor como el que se vivió en elTeatro de Verano: Musso consigue decir lo que necesitamos escuchar en tiempos tan desoladores y lo hace con un grupete de canciones para que coreemos todos.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)