Crítica

Velada inaugural con gran orquesta

Gala inaugural centro cultural de música

Teatro Solís. Una de las cuentas que tiene Amén Comunicación Ciudadana. (Foto: Archivo El País)
La temporada del Centro Cultural de Música se inauguró en el Teatro Solís. Foto: Archivo

Con mucho público inauguró en el Solís, la temporada del Centro Cultural de Música. El maestro Terje Mikkelsen al frente de la Orquesta Sinfónica Estatal de Rusia inició la velada con una selección de la suites de Peer Gynt de Grieg que toma como fuente de inspiración la obra homónima de Ibsen.

Comenzó con “La Mañana” donde la flauta expone una fresca e idílica melodía que anuncia el despertar del día. Continuó con la mazurca conocida como “Danza de Anitra” donde los primeros violines entonan una sensual melodía acompañada por pizzicatos con la participación rítmica del triángulo. Siguió “El regreso de Peer Gynt” en el cual Grieg presenta una tempestad para describir el retorno desalentado y trágico del protagonista. Luego se escuchó la tierna melodía poética de la “Canción de Solveig”.

La Orquesta Estatal de Rusia se presentó en el Teatro Solís. Foto: Difusión
La Orquesta Estatal de Rusia se presentó en el Teatro Solís. Foto: Difusión

Finalizó esta selección con una página espléndida de impresionismo musical, “En el palacio del rey de la montaña”. Su tema inicial está a cargo de los violoncellos y los contrabajos que luego es continuado por otros instrumentos concluyendo en un vehemente crescendo dinámico. La versión de Mikkelsen rebosó en vitalidad, con ejemplar sentido de la tímbrica y del ritmo: fue una de las mejores versiones se han realizado en Uruguay.

Luego se interpretó el Concierto nº 1 para piano y orquesta de Tchaikovsky con el pianista Philipp Kopachevsky como solista. Los acentos poéticos fueron revelados por el solista con espontaneidad y eficacia comunicativa obteniéndose esa sonoridad llena y generosa. Kopachevsky supo graduar con perfección los efectos dinámicos, pudiendo extraer del piano una infinidad de matices, en concordancia con el carácter de cada parte del concierto. El público lo aclamó y el pianista ofreció como bis la hermosísima “Cajita de Música” de Anatol Liadov.

Para cerrar, Mikkelsen escogió la Quinta Sinfonía de Tchaikovsky. vertida con una veracidad de acentos, con potencia lírica y con precisión.

El público se contagió desde el comienzo, por la claridad y la pujanza del arte de Mikkelsen.

Ficha
La Orquesta Estatal de Rusia se presentó en el Teatro Solís. Foto: Difusión
Orquesta estatal de Rusia
DirectorTerje Mikkelsen
DóndeTeatro Solís
Cuándo19 de abril
Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º