ENTREVISTA

Tini Stoessel habla de su carrera, su visita a Uruguay, Sebastián Yatra y canta para El País

La actriz y cantante argentina se presenta en el Antel Arena el 7 de setiembre con la gira "Quiero Volver Tour"  

Tini Stoessel tiene solo 22 años y es una de las artistas más conocidas del mundo con videos en YouTube que suman millones de reproducciones en pocas horas. El próximo 7 de setiembre se presenta en el Antel Arena con Quiero Volver Tour (entradas a la venta por Tickantel desde 1.320 a 3.850 pesos), una gira en la que Martina Stoessel, o simplemente Tini, hace un repaso por su exitosa carrera solista.

Toma mate dulce, sonríe, le gusta mirar las fotos que le toman, y mientras decide qué foto sube a su cuenta de Instagram, canta y se declara fanática de Alejandro Sanz. Con El País, Tini habla del éxito mundial que vivió con la serie Violetta, cuando tenía solo 15 años, su carrera solista y su estilo musical, sus nuevos proyectos (trabajó en un drama que dirigió Jackie Chan), y su comentada relación con el cantante Sebastián Yatra, quien la llama por videoconferencia cuando la entrevista apenas terminaba.

Martina Stoessel: "Me encantaría ser madre algún día". Foto: Leonardo Mainé
Martina Stoessel: "Me encantaría ser madre algún día". Foto: Leonardo Mainé

—El show que vienes a presentar al Antel Arena lleva el nombre de tu segundo disco solista, Quiero Volver, ¿también vas a adelantar alguna canción de tu próximo disco?

—Sí, también hay canciones del primer álbum. Pero es un show completo, porque me gusta proponer el tema del baile, los cambios de vestuario, las pantallas, luces y la banda en vivo y las bailarinas. Tiene mucha información el show y como hago música de muchos estilos, me gustan las baladas, el reggaetón, el pop, es un show que no es todo igual porque tiene canciones para reír, bailar, también para emocionarse y llorar. Es de todo un poco. Son dos horas cuya intención es que la gente se olvide de todo y la pase bien.

—De las 11 canciones del disco, 10 las escribiste vos. Con una agenda complicada como la tuya, ¿cuándo las escribiste?

—Eso fue un trabajo de horas y horas en el estudio de grabación, y con este disco nuevo que estoy terminando, fue un año entero de trabajo.

—El segundo disco cuenta con muchas colaboraciones, ¿cómo surgen?

—Fue a través de la disquera, porque son todos compañeros, ahora amigos y te vas cruzando con los distintos artistas, vas pegando onda y como todos trabajamos en el mismo círculo, surgen este tipo de colaboraciones. Con Sebastián (Yatra), por ejemplo, hace como tres años que estamos colaborando, después nos hicimos amigos y después pasó todo lo que pasó. También colaboré con Karol G, los chicos de Morat y ahora con Greeicy, con quien es genial haber trabajado para la primera canción de mi nuevo disco que saldrá pronto. La canción, “22” es buenísima y quise estrenarla en esta gira, porque “22” es una de mis canciones preferidas. Así es como vamos creciendo con este proyecto.

—Pero venís de un proyecto muy popular como lo fue la serie Violetta de Disney, que se transmitió prácticamente en todo el mundo.

—Sí, cuando terminé ese proyecto fue entender qué era lo que quería, y entendí que si quería lograrlo, seguir en la música, tenía que darle el 100 por ciento de mi vida y estar dispuesta, porque no es tan fácil como parece. Y después de terminar la serie necesité mi proceso y mi tiempo de saber qué quería, dónde estaba parada, porque además estaba viviendo el proceso de pasar de ser una adolescente a una mujer, y volverte más independiente. Más allá de lo laboral, en materia emocional también fui procesando y descubriendo otras cosas estando expuesta.

—Viviste una enorme exposición con solo 14 años, ¿cómo fue vivir ese éxito de Violetta?

—Agradezco haber sido tan chica, porque uno a los 15 años vive las cosas con una inocencia y sin ser consciente de lo que me estaba pasando. También agradezco a Disney porque es una empresa que cuida mucho al artista y las personas, y a mis papás, porque no sé qué habría sido de mí sin ellos.

Martina Stoessel: "Se perfecto cuándo me gusta una presentación y cuándo no". Foto: Leonardo Mainé
Martina Stoessel: "Sé perfecto cuándo me gusta una presentación y cuándo no". Foto: Leonardo Mainé

—La contención familiar es importante cuando hay éxito, ¿no?

—Si, súper, más estando lejos de casa, de tu país, y viviendo una locura tan grande necesitas tener alguien que te baje, que de afecto y te diga te quiero. Así que sí, fue muy loco y ni hoy soy consciente, porque no pasa seguido tener una serie así de exitosa. Además, sucedió casi que sin buscarlo, porque cuando fui a hacer el casting pensé “qué me van a elegir”, y fue una locura que me eligieran, como todo lo que vino después.

—¿Cómo fue despedirte de Violetta para empezar a ser Tini?

—Fue un proceso personal primero, de saber que quería hacerlo, seguir en la industria para hacer música. Y entender quién era, porque fui muy chica cuando me pasaron todas estas cosas. Fue toda una adrenalina tan grande que no tuve tiempo ni para pensar qué me está pasando. Y entender que mi pasión por la música, subirme arriba de un escenario y compartir mi pasión supera todo tipo de cansancio, angustia o inseguridad que pueda tener ese día. Y este proyecto ya empezó hace poco más de un año y estoy feliz de lo que hemos logrado.

—Además empezaste arriba, con un disco producido por Hollywood Records y Universal.

—Sí, y estoy muy contenta con ellos.

—Con tanto tiempo expuesta, ¿sos de mirarte luego de un recital o de una presentación?

—Depende. Sé perfecto cuándo me gusta una presentación y cuándo no. Soy muy autoexigente, entonces por momentos me cuesta verme, pero me sirve para marcar mis propios errores. Las bailarinas, la pantalla, la música o algo que sucede detrás del escenario, de eso también estoy pendiente.

—Así que estás pendiente de todo.

-Sí, soy insoportable (risas). Es porque tengo la cabeza con el chip de Disney, entonces en ese sentido, las cosas tienen que salir bien, si no no se hacen. Soy exigente conmigo y los que me rodean, porque está bueno en su medida justa, eso hace que uno se supere. Si salís de un show y todos te dicen “qué lindo, qué lindo”, no es así porque yo veo que esto y esto y esto no salió bien. Y cada vez van mejorando todos y vamos creciendo todos juntos.

Martina Stoessel. Foto: Leonardo Mainé
Martina Stoessel: "las cosas tienen que salir bien, si no no se hacen". Foto: Leonardo Mainé

—Llega el fotógrafo y comienza a sacarle fotos mientras ella posa, sonríe y luego mira las imágenes desde la cámara. ¿Cómo es estar todo el día posando para fotos?, ¿estás mirando la hora para que termine o es algo que te gusta?

—Ahora estaba hablando con los promotores y les decía que agradezco que me maquillen y peinen todos los días. Porque si solo me gustara hacer música, sería un sufrimiento constante. Aparte no quita que uno se despierte enfermo y tenga un día de promoción, o cortaste con tu novio, o pasó algo con tu familia, y tenés que salir a dar la cara. En ese sentido te diría es más duro porque hay cosas que le pasan en el corazón a uno, y no tiene por qué andar contándolo a todo el mundo. En ese sentido sí, es cansador, pero desde que soy tan chica entiendo cómo funciona y hoy forma parte de mi vida diaria.

—Me hace acordar a la frase de Julia Roberts en Notting Hill cuando dice que sus problemas románticos son difundidos en todo el mundo, ¿cómo lo manejás vos?

—Estar expuesto requiere una madurez imponente. Por eso son tan importantes los afectos, personas que conozcan tu corazón, te conozcan y acurrucarse en esas personas fue todo un paso en la vida. Y hoy puedo grabar algo y la gente después se olvida, o quizás te marcan con el dedo, pero la vida no se trata de eso, porque todos nos equivocamos y nos pasan cosas tristes. Cuando uno se da cuenta que todo forma parte de la vida, y no es tan grave, es otra tranquilidad.

—El año pasado estuviste como jurado de La Voz Argentina y este año integrás el segmento Pequeños gigantes de Susana Giménez, ¿qué te gustan de los concursos de talento?

—Primero estar en un proyecto sano, porque el país está pasando por tantas cosas, y estar en un programa donde se pueda generar conciencia y reconocer el talento y no cosas que no tienen sentido. Es generar esperanza en las personas y las familias, por eso me encanta formar parte de este tipo de proyectos.

—¿Siempre fuiste así?

—Me acuerdo que cuando era chiquita le dije a mi padre que si hacía algo artístico, quería que tuviera este mensaje. Hoy en día elijo este tipo de proyectos, porque además me cambió la vida estar en La Voz. Estando al lado de La Sole, Axel, Marley o Ricardo Montaner, aprendes de esas personas y de los participantes. Y ahora con los chicos es otra química y me comuniqué tanto con ellos a lo largo de mi carrera que me fascinan. Me encantaría ser madre algún día, tengo esto de querer ser mamá desde chica, y me gusta comunicarme con los chicos.

—Cambiando de tema, ¿cómo marcha la relación con Sebastián Yatra?

—Estamos felices, chochos. Cada día nos conocemos más.

—¿Quién dio el primer paso, o se dio cuenta primero que había algo más que una amistad?

—Los primeros fueron ustedes, los medios, y nuestros seguidores. Después, creo que los dos lo sabíamos por dentro, pero el animarnos fue de los dos. Fue un “¿te pasa?”, “a mí también”.

—Su relación es muy comentada porque ambos son famosos. ¿Es más sencillo salir con una celebridad que con un desconocido?

—La verdad es que celebro todo lo que le pasa a Sebastián. Me encanta tener una persona al lado que entienda todo lo que me pasa. Y no tengo que intentar explicar nada porque él también vive lo mismo que yo todos los días.

Martina Stoessel. Foto: Leonardo Mainé
Martina Stoessel: "Me encanta tener una persona al lado que entienda todo lo que me pasa". Foto: Leonardo Mainé

—Además de música, también tenés una nueva carrera en el cine. ¿Qué podés adelantar de la película The Diary, el proyecto que dirige Jackie Chan?

—Fue una locura, una experiencia increíble estar en China, donde todo es raro. Es muy diferente la cultura y después me fui a Praga y me dirigió él.

—¿Cuál es el género?, ¿es una comedia, es de acción?

—No, es un drama que cuentan dos historias en el presente y el pasado. Yo formo parte del pasado de los flashbacks de esta historia de la que no puedo hablar mucho.

—¿Se vienen más proyectos en el cine?

—Sí, para el año que viene, pero todavía nada confirmado. Así que estoy contenta, cerrando esta gira en octubre en el Luna Park que ya tiene funciones agotadas.

—¿Cómo es tener proyectos que no podés comunicar a tus seguidores?

—Funciona así y uno se va adaptando. A veces pasa por sentirlo, nadie tiene la fórmula, hay que vivirlo así.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)