MÚSICA

Una tana siempre montevideana

Susana Rinaldi fue declarada Visitante Ilustre de la capital.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Rinaldi emocionada recibió la plaqueta de ciudadana ilustre. Foto: M. Bonjour

Pasadas las 15.30, Susana Rinaldi entró en la Sala de Acuerdos de la Intendencia de Montevideo rodeada de amigos y autoridades departamentales actuales como la directora de cultura Mariana Percovich y por el exintendente Mariano Arana. "La Tana" iba camino a convertirse en Visitante Ilustre de Montevideo.

Esta distinción le llega días antes de presentarse en una única función en el Auditorio Nacional del Sodre, donde cantará parte de su extenso repertorio de tangos bajo la dirección musical de Juan Carlos Cuacci. El concierto será el próximo 17 de diciembre a las 21.00 y quedan algunas entradas a la venta (los precios van desde 1.360 a 2.560 pesos) en Tickantel y en boletería del Auditorio.

El intendente de Montevideo, Daniel Martínez, dijo que este reconocimiento le "llena el alma, porque siempre he buscado ante todo que, además de ser buen profesional, sea buena persona" quien reciba este reconocimiento.

La distinción que fue impulsada y promovida por Sergio Puglia (quien siempre se ha referido a Rinaldi, como "mi hermana"), a quien tanto el intendente como la ahora Visitante Ilustre, hicieron mención y agradecieron el haberla propuesto.

"Muchas gracias" dijo una emocionada Rinaldi, a quien se le cortó la voz en varias oportunidades de su discurso. "Cuando estaba hablando el compañero Martínez, la memoria se me fue a muchos años atrás, cuando llegué aquí por primera vez, como una chica aventurera que siempre me gustó ser. Cruzar el Río de la Plata e integrarme a ustedes, que me recibieron de una manera única, no tiene explicación", dijo.

Rinaldi también contó que si bien Argentina y Uruguay son lugares parecidos "gracias a Dios también son diferentes. Diferente porque nadie me preguntó qué era, de qué era yo portadora, qué voluntad tenía hacia nadie aquí", afirma, recalacando el cariño que los uruguayos "montevideanos o no, han sabido darme a lo largo de mi vida", dice.

"Para alguien que sufrió esa desgracia que sufrimos los argentinos, que fue la imposición de un miedo definitivo tiene mucho que ver este cariño. Y tanto tiene que ver que me enseñaron a no tener miedo", afirma.

Sobre el final y en un envión, como uno de los tangos que ha sabido interpretar en sus 60 años de carrera, Rinaldi dijo que si bien ya tiene 80 años, espera estar viva para ver a Martínez como el próximo presidente, y así entonces "recibir no solo el reconocimiento de la ciudad de Montevideo, también en cariño infinito de cada uno de ustedes". Un improvisado y no requerido lanzamiento de campaña que Martínez respondió con una sonrisa incómoda.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º