Entrevista

Santana, vuelve a Africa a encontrarse con sus orígenes musicales

El guitarrista, que tiene 71 años editó dos discos este año y tiene planes para recorres el mundo con ellos

Carlos Santana presentó su nuevo disco "Africa Speaks" en la House of Blues de Las Vegas. Foto: AFP.
Carlos Santana presentó su nuevo disco "Africa Speaks" en la House of Blues de Las Vegas. Foto: AFP.

Este año, Carlos Santana celebra su pasado, pero lo hace con un presente muy ajetreado. El integrante del Salón de la Fama del Rock and Roll está inmerso en algunas conmemoraciones relevantes: hace 50 años apareció el disco debut del grupo que lleva su nombre y también hizo su aparición legendaria en el primer festival de Woodstock, además de que se cumplen 20 años de su disco Supernatural, que vendió más de 30 millones de copias y ganó ocho Grammy.

Eso último es lo que festeja con una gira de verano, pero eso no quiere decir que va a dormirse en sus laureles.

En lo que va de 2019, Santana ha estrenado no uno, sino dos discos. El EP Mona Lisa salió a la venta en enero, y seis meses después estaba de vuelta con Africa Speaks, un material influido por su gusto por la música africana.; debutó tercero en la lista Billboard 200.

En seis meses, Carlos Santana, de 71 años, ha estrenado más música que muchos artistas que tienen la mitad de su edad en un año. En una época en la que podría estar viviendo en el pasado y muy cómodamente, el guitarrista está más interesado en el futuro.

“Muchos músicos, sin importar la razón, quedan anclados en una rockola de la década de 1960, 1970 o 1980”, comentó Santana. “Yo le llamo nostalgia de la repetición mecánica, y no quiero estar ahí. Aprendí de Miles (Davis), Wayne (Shorter) y Herbie (Hancock) a seguir avanzando y seguir descubriendo”.

“Sí, honro esas (viejas) canciones, porque la gente sí viene a verte, pero las revitalizo, las reestructuro con inocencia, significado y elocuencia, pero avanzo al siguiente nivel, que es el 2019 y 2020”.

Tanto Mona Lisa como Africa Speaks presentan nuevas composiciones, este último disco con 11 melodías producidas por otro ganador de Grammy, Rick Rubin. El proyecto tiene un alcance amplio y continental en el que, según dijo Santana, había estado trabajando durante 20 años, con colaboraciones de la cantante española Buika y varios coautores.

Africa Speaks es una selección de entre 200 temas que acumuló a lo largo de los años, de los cuales se grabaron 49 antes de elegir la lista final de temas.

“Llegamos a grabar como siete temas diarios, uno tras otro”, recordó Santana. “Solo repetimos la grabación de dos o tres; los demás se hicieron en una sola toma y grabamos cinco o siete temas diarios. Ahora parece un recuerdo borroso”.

La música africana siempre le ha interesado a Santana y es parte de la amalgama de rock, música latina y jazz que ha sido una constante en su obra desde los inicios de su carrera, con las exitosas versiones iniciales de “Evil Ways”, de Willie Bobo, en 1969 y “Oye Como Va”, de Tito Puente, en 1970.


“Tienen una alegría evidente, una vida temeraria en tiempos difíciles”, dijo Santana. “Esa vibra de África transporta de inmediato al público, a las personas, a la alegría, que es lo opuesto del miedo”.

Afirmó que la agitación actual, tanto en Estados Unidos como en el mundo, hizo que finalmente fuera tiempo de que terminara Africa Speaks.

“En este momento, en todas partes del mundo, el miedo es promovido como nunca”, dijo. “En todos los canales, todo el mundo promueve miedo, miedo, miedo, miedo. Así que cuando escuchas esta música, el miedo se vuelve algo aburrido y pierde su poder, lo haces a un lado y comienzas a creer que tienes la capacidad, los ingredientes y el sustento para hacer milagros y repartir bendiciones”.

Rubin, quien ha trabajado con artistas que van desde los Beastie Boys y Slayer hasta Johnny Cash y Adele, demostró ser perfecto para ayudar a Santana a materializar esta visión.

“Rick tiene una serenidad muy zen”, dijo el guitarrista. “No se mete con nadie. Participa un poco por aquí y por allá, y hace sugerencias sutiles. Es como esas personas a las que les gustan los bonsáis y podan esos arbolitos. Hace que trabajar sea sencillo”.

Rubin fue fundamental para concretar el álbum.

“La forma en la que hace canciones es realmente épica”, afirmó Santana. “Es como hacer la transición de una pequeña televisión en blanco y negro a una pantalla en tercera dimensión. Su maestría para crear esta visión panorámica para las canciones es increíble”.

Es probable que Africa Speaks no sea la última palabra de Santana respecto al tema. Con una gira dedicada a Africa Speaks para 2020, dijo que los otros temas grabados están “en incubación” y confía en que algún día saldrán a la luz.

“Pienso invitar a otras personas para terminarlo”, comentó, “pero por ahora me estoy enfocando en este grupo específico (de canciones). Sentimos que este conjunto de melodías cuenta sus propias historias, distintas de las demás”.

Su presentación en el Woodstock, por la que ganaron apenas 2500 dólares, así como su aparición en el documental sobre el festival tuvieron una gran relevancia para catapultar al grupo al estrellato.

“Lo que más recuerdo es la energía, cómo 550.000 hippies coexistieron y vivieron en armonía y unidad sin peleas”, dijo Santana, quien sigue emitiendo por los altavoces en sus conciertos los sonidos de la multitud de Woodstock.

Aquella energía es la que lo mantiene avanzando, como prometió. No considera que el final esté cerca, mientras pueda seguir sosteniendo una guitarra.

“¿Sabes qué? Aprendí algo de Albert Einstein: la relatividad”, comentó. “Si estás sentado sobre una estufa caliente, 30 segundos o un minuto pueden parecer una eternidad, pero si estás sentado junto la mujer más hermosa, la eternidad te parece un segundo”.

“Así que pueden ser 50 años o los 20 años de Supernatural… Tengo 71 años y siento que tengo 17 a punto de cumplir 27”, afirmó Santana. “Así es como me siento, en lo que respecta a la energía. De modo que todo es relativo”.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)