MÚSICA

Reseña: el disco con el que Weezer se volvió banda de covers 

Lo nuevo de Weezer es como una yapa del disco que vendrá este año, “The Black Album”

Weezer, Teal Album
Weezer publicó "Teal Album", un disco sorpresa. Foto: Difusión. 

Weezer es una banda divertida. Siempre en la tradición del power pop, un género bien americano surgido en la década de 1970 como una combinación de new wave, Cheap Trick, un humor estudiantil y cierto desprejuicio punk, han sido más perdurables de lo que uno podía esperar de cuatro muchachotes como ellos.

Junto con los Fountains of Wayne (que cuando son buenos, son mejores) combinaron esas influencias en un producto que, a comienzos de la década de 1990, pareció novedoso y eficaz. Es rock pegadizo filo-nerd.

Los Weezer, que son un cuarteto de Los Ángeles liderado por el gafoso y bien parecido River Cuomo, consiguieron algunos éxitos tempranos (“Buddy Holly”, “Islands in the Sun”) en discos elogiados (el llamado “Álbum Azul”, Pinkerton). Eso les dio una presencia y una permanencia limitadas, pero que han mantenido la expectativa ante cualquier cosa que hagan.

Y se colocaron en una categoría como para editar un invento como Teal Album, un disco de versiones que están más cerca del karaoke o de la banda de covers que de la irreverencia.

Es una especie de yapa del nuevo disco de estudio de la banda, The Black Album, cuya salida es inminente.

La idea surgió de una presentación en el programa de Jimmy Kimmel (un late show que periódicamente hace conciertos en vivo), en la que interpretaron una fidelísima versión de “Africa”, aquel tema de Toto que empieza con “I hear the drum’s echo in the night”, que solía ser espantoso pero que, por lo visto, generaciones más recientes lo encuentran interesante. El disco se aceleró tras una campaña en Twitter.

Como para recordar el germen del invento, “Africa” abre Teal Album, que está lleno de esa clase hits. La lista se hace necesaria: “Everybody Wants To Rule The World” de Tear For Fears; “Sweet Dreams (Are Made of This)” de Eurythmics; “Take on Me” de A-Ha; “Happy Together” de The Turtles; “Paranoid” de Black Sabath; “Mr. Blue Sky” de Electric Light Orchestra; “No Scrubs” de TLC; “Billie Jean” de Michael Jackson y, como sapo de otro pozo, “Stand By Me” de Ben E. King. Son todas grandes canciones.

Si hay una intención paródica en la elección de un repertorio que los jóvenes Weezer hubieran ubicado como placeres culposos, se pierde en la fidelidad a las versiones originales. Es más un disco sing-along (o sea, para corear las canciones tal como las conocimos) que un intento de reversionar a su manera la música del pasado.

Lo que queda es un disco simpático, poco arriesgado, pero que hace que la fiesta se anime un poco a base de canciones que conocemos todos presentadas como las conocemos todos.

ficha
Weezer, Teal Album
Weezer
Disco: Teal Album (Weezer)
¿Está online?Sí.
¿Está bueno?Es como para cantar a la par con versiones fieles a las originales de canciones de A-Ha, Black Sabath y TLC, entre otros.
Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)