MÚSICA

Un Play Station; el único pedido que hizo Bad Bunny para su estadía en Uruguay

La figura de trap se presenta este domingo en el Teatro de Verano. Antes de su arribo, pidió que en su estadía contara con un dispositivo para jugar video juegos. 

Bad Bunny
Bad Bunny. Foto: Difusión

Bad Bunny se presenta este domingo en Uruguay en el Teatro de Verano. El líder del Trap mundial que se presenta como "el conejo malo" tuvo un solo pedido a los productores locales. Durante su estadía debía tener acceso a un equipo PlayStation para ejercitar su placer favorito: los videojuegos. 

Benito Antonio Martínez Ocasio, tal su nombre completo, se presenta por segunda vez en Montevideo. La producción es  O2 Producciones y en el marco de su gira mundial "La Nueva Religión Tour". 

Sus videos en YouTube, entre los que aparecen otros colegas como J Balvin, Ozuna y Daddy Yankee (los cuatro artistas más escuchados el año pasado en la Argentina), cosechan más de 200 millones de vistas cada uno. Solo en 2017 fueron vistos por más de 4000 millones de usuarios y colocó 15 singles en los rankings de canciones latinas de Billboard.

Algo similar ocurre en Spotify, donde se posicionó como el decimosexto artista mundial más escuchado sin siquiera contar con un álbum completo, dado que el trapero prefiere lanzar sus sencillos de a uno con una frecuencia vertiginosa, donde suele contar con colaboraciones de artistas latinos contemporáneos como Farruko, Maluma, Prince Royce, Wisin y Becky G. Bad Bunny sigue esta estrategia comercial para calmar la voracidad del público y aprovechar su momento en la cresta de los charts.

El fenómeno global del trap nació en los 90 al sur de los Estados Unidos, cuando los raperos de Atlanta empezaron a mezclar ritmos y bases de hip hop con música electrónica, y en 2000 se extendió por todo el país, hasta llegar a España y América Latina, de manera masiva. Su nombre surge de la denominación de los lugares donde había trampa o se vendía droga, y sus letras principalmente hablan desde y hacia una generación de jóvenes que no ven una salida a la situación marginal de sus barrios, la violencia callejera y el rechazo social.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º