SUSANA TRAVASSOS

"Yo en mi infancia oí más tangos que fados"

Una de las grandes voces portuguesas de nuestro tiempo se presenta por primera vez en Uruguay, para dar una única función, hoy miércoles 27 de abril, en el Teatro Solís, a las 20:30 horas.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
"El fado conquista a gente de todo el mundo, incluso si no saben portugués". Foto: Difusión.

Travassos es una artista portuguesa con fuerte influencia de Brasil, y en su programa hará también algunos clásicos de la música popular brasileña. Entradas en Tickantel: $ 700 a $ 1000.

—¿Cómo va a ser el repertorio de esta noche?

—Variado: una mezcla de fados antiguos, que grabó Amalia Rodrigues, también una canción de Zeca Afonso, de la Revolución de los Claveles, un poema de Fernando Pessoa musicalizado. Pasa por el fado pero también por otras formas, como una canción del trabajo portuguesa.

—Descríbame un poco los músicos que la acompañan.

—Estamos trabajando juntos en Brasil, hace un año y medio, en mi nuevo trabajo: son Ricardo Araújo, un artista de guitarra portuguesa, y Michi Ruzitschka, en la guitarra de siete cuerdas, que es austríaco, vive en Brasil, es mi productor musical y quien está en la producción de mi próximo disco.

—¿Por qué climas pasan sus espectáculos?

—El trabajo del fado, el que yo hago, es intimista, una música hacia el interior de uno, de emociones. Es una música más hacia adentro que hacia afuera: no es festiva. Hay algunas canciones más leves, pero el repertorio desborda en emociones: la tristeza, la angustia, la alegría también. Es un repertorio que busca la profundidad.

—¿Es su primera vez en Uruguay?

—Sí, la primera. Hace mucho tiempo que quería presentarme en Uruguay. Yo tengo un enamoramiento con Uruguay, y con Argentina, porque mi abuelo cantaba los tangos de Gardel. En mi infancia oí más tangos que fados. Siempre oí a mi abuelo hablar de Montevideo: tengo una curiosidad muy grande por conocer esa ciudad.

—¿El fado es un género que todavía no llega al gran público?

—Sí, al público masivo sí, le cuesta. También a veces la prensa divulga cosas más fáciles para el oído de la gente, aunque a veces no es lo que el público más quiere. Creo que por eso no ha llegado mucho al público: pero el fado va conquistando a la gente de todo el mundo. Incluso gente que no entiende las letras, que no sabe portugués, le llega la emoción.

—¿Su fado tiene un vínculo con el flamenco?

—Yo tengo influencia porque soy de la frontera con Andalucía, aunque a veces no es tan visible. También porque en los últimos años estuve trabajando en Brasil, con mucho contacto con los músicos brasileños. Y ahora estoy empezando un diálogo con América Latina. Incluso en mi próximo Cd tengo un tema en castellano. Me gusta confundir los géneros, traer el flamenco al fado, y al revés.

—El flamenco y el fado comparten el sentido desgarrado.

—Sí, y el tango también. El tango tiene también esa fuerza de la emoción, como el flamenco. Es un canto visceral.

—¿Vocalmente qué exige el fado?

—El fado es un canto popular, que no está muy profesionalizado. Recién ahora empieza a profesionalizarse. Es un género que necesita de técnica de proyección, para que la fuerza de la emoción pueda llegar. En las casas de fado de Lisboa se canta sin amplificación, entonces requiere una buena técnica para que se pueda interpretar bien. Pero siento que la emoción viene primero, y lleva luego a la técnica.

—El fado también tiene fuerte presencia escénica.

—Sí, la medida del fado es la emoción, y cuanto más fuerte sea la emoción, mejor. Y eso debe ocurrir musicalmente y también escénicamente. El objetivo es que sea lo más real posible lo que dice la canción. Que lo que se dice sea verdad, en ese momento, en el escenario.

—El fado ha eclipsado a otros géneros populares de la música portuguesa.

—Sí, la música portuguesa se está por descubrir en el mundo, y sería bueno que se conociera más allá del fado. Es un país pequeño, pero de gran diversidad musical, incluso con compositores nuevos.

—La gente de tu generación, ¿cómo te mira por ser cantante de fado?

—En Portugal ocurre algo curioso: el fado está de moda. En este momento no es visto como algo anticuado. Hace unos años era visto como algo pasado de moda. Eso está cambiando: cada vez más hay gente interesada en aprender.

Con muchos horizontes.

"Nací en Faro, pero mi ciudad es Villa Real de Santo Antonio, en la frontera con Andalucía, un lugar rodeado de agua, de paisaje, de mucho turismo. Soy de una ciudad pequeña, donde todos se conocen, y con el mar como inspiración. Cuando se tiene mucho horizonte, eso te da ganas de salir al mundo".

La artista revaloriza eso de haber nacido próxima a una segunda cultura, la española, y con Marruecos también cerca.

Luego le llegó su experiencia brasileña. "Pese al momento complicado que vive, en Brasil hay una gran atmósfera de libertad. Brasil fue un lugar para descubrirme, para reconocerme portuguesa, en las semejanzas y en las diferencias. Le tengo un gran cariño a Brasil".

Perfil

Nombre: Susana Travassos. Nació Faro, Portugal, 1982. Detalle: Cantante portuguesa con influencia de Brasil.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados