CRÍTICA

Merecidos y cálidos aplausos

El Ensemble Barroco "Il Gardellino" fue fundado en 1988 por dos jóvenes músicos belgas: el flautista Jan de Winne y el oboísta Marcel Ponseele. Lleva su nombre en homenaje al concierto homónimo de flauta del compositor italiano Antonio Vivaldi que está catalogado con el opus 10 número 3.

Todos los autores que conformaron el programa que se escuchó en el Teatro Solís tienen relación directa con Johann Sebastian Bach: Graun fue maestro de violín de su hijo Wilhelm Friedemann; Telemann, el padrino de su hijo, Carl Philipp Emanuel, y Vivaldi su compositor más admirado.

Comenzaron interpretando la "Ouvertüre nº 2" conocida más como "Suite de orquesta nº 2". Se trata de un híbrido entre concierto para flauta traversa y suite de danzas. La flauta cuenta con solos muy brillantes en varios movimientos, aunque en otros instantes se integra al "tutti", duplicando al primer violín. La versión que escuchamos fue de una notable fidelidad estilística donde Jan de Winne se destacó por el clímax virtuosístico realizado en la "Polonaise" y en la célebre y desenfadada "Badinerie".

Luego se ejecutó el "Concierto para viola da gamba, cuerdas y bajo contínuo" de Graun con Vittorio Ghielmi como solista. Conviene empezar por explicar que la viola da gamba tiene el tamaño del violoncello, pero su forma es puntiaguda, con los bordes más anchos y la parte posterior plana está inclinada hacia lo alto. Sus seis cuerdas están sostenidas por un puente de arista plana y a diferencia del violoncello no tiene puntal, sosteniéndose entre las piernas. El violagambista italiano Ghielmi demostró que no es en vano que la prensa lo ha comparado con Heifetz por su gran dominio técnico, pero si se presta atención a su calidad de sonido, su expresividad y su magnífico fraseo, podemos afirmar que estamos en presencia de un artista con mayúscula. Fue admirable la destreza y sensibilidad para enfrentar las difíciles "cadenzas" de la obra de Graun.

Si bien el nombre del conjunto recuerda a Vivaldi, el compositor más ejecutado en esta presentación fue Georg Phillip Telemann ya que se interpretaron dos conciertos y un cuarteto.

Una característica común a las tres obras fue la participación de los tres tipos de flauta: traversa, dulce y flautín. Con estas dos últimas se lució brillantemente el flautista belga Peter van Heygen por el color y el fraseo que imprimió a sus interpretaciones.

Sin dudas, los broches de oro de este espectáculo fueron el "Concierto para flautín" de Vivaldi y el último de Telemann para flauta dulce y viola da gamba. El trabajo de orfebrería musical que realiza este ensemble se pudo apreciar a lo largo de todo el programa cuidando siempre el estilo, los matices y la calidad sonora. El público tributó cálidos y merecidos aplausos a los ilustres ejecutantes.

Il Gardellino

Centro Cultural de Música presentó al Ensemble Barroco "Il Gardellino". Solistas: Jan de Winne (flauta traversa), Peter Van Heyghen (flauta dulce y flautín ) y Vittorio Ghielmi (viola da gamba). Programa: obras de Johann Sebastian Bach, Johann Gottlieb Graun, Georg Phillip Telemann y Antonio Vivaldi. Teatro Solís,16 de julio.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)