Hoy Diego Naser conduce a la Filarmónico en el Solís

Un maestro uruguayo con renombre global

Son muy pocos los músicos uruguayos que han triunfado en concursos internacionales a lo largo de la historia, en el ámbito de la música clásica. Quizás no superen las dos decenas en los últimos treinta o cuarenta años.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Diego Naser, premiado, el director uruguayo se proyecta como una figura internacional.

Desde Dinorah Varsi (Clara Haskil, Suiza) a Raquel Boldorini (Aspen, Estados Unidos), pasando por Álvaro Pierri (Radio France), y Erwin Schrott (Operalia, Plácido Domingo).

Sin embargo, si pocos han sido los instrumentistas o cantantes nacionales premiados en las duras competencias internacionales. Y muchos menos han sido los directores de orquesta uruguayos que han logrado semejante posicionamiento.

Quizás Carlos Kalmar, que ganó en 1984 el primer premio de dirección de orquesta Hans Swarowski, o Nicolás Pasquet, que obtuvo el primer premio en el Concurso Internacional de Besançon en 1987, sean de los pocos directores uruguayos que ostentan premios en competencias internacionales.

Desde este año, a esa escueta lista se puede sumar el nombre de Diego Naser, que resultó primer premio del Concurso Internacional de Dirección Orquestal de Graz, en Austria ,y cuyo premio ha significado una plataforma de proyección mundial.

Su agenda para los próximos dos años incluye orquestas en Austria, México, España, Portugal y por supuesto, nuestro país. Es que Naser confiesa abiertamente que quiere vivir en Uruguay.

Además, el director es también instrumentista: de violín y viola. Este año, Naser participó —tras salvar una prueba de audición— de la West Eastern Divan Orchestra, el conjunto sinfónico que dirige el argentino Daniel Barenboim. Con ellos tocó en el Teatro Colón y salió de gira por España, Francia, Inglaterra y Alemania, en las salas y festivales más importantes del mundo, como la nueva Philharmonie de París o los festivales de Salzburgo, Lucerna, Waldbühne de Berlín y los Promos en Londres.

Ahora dirigirá la Filarmónica de Montevideo y ya tiene agendados conciertos en el Sodre para la próxima temporada.

Para el concierto de hoy a las 19.30 en la sala principal del Solís, la orquesta ha elegido a Cecilia Penadés, una de sus integrantes, como violinista solista. Tocará el Concierto N°1 de Bruch, obra romántica por excelencia.

Formada con Fernando Hasaj, Penadés se perfeccionó en el Conservatorio de Estrasburgo y en Santander. Ha actuado como solista con la Orquesta Sinfónica del SODRE, con la Orquesta Filarmónica de Montevideo y con la Orquesta de Cámara del MEC, y es una de las interpretes más comprometidas con la difusión discográfica de las composiciones uruguayas para su intrumento. Tiene discos con grandes pianistas como Carmen Mariño o Enrique Graf y hace música de cámara con destacados músicos. El programa se completará con el Adagio para cuerdas Op.11 de Barber al abrir el concierto y con la Quinta de Schubert, sinfonía imaginativa y chispeante, en la segunda parte. Las localidades están a la venta en boletería del teatro y puntos de venta de TickAntel a 150 pesos.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados