Entrevista

Kany García va contra la corriente para seguir en un estado natural

La cantante puertorriqueña charla con El País de su disco

Kany García
Kany García. Foto: Difusión

En un momento en el que “Despacito” parece haberse convertido en sinónimo de Puerto Rico y su música de exportación, la cantante boricua Kany García editó un disco en plan confesional, Soy yo, que apuesta al pop melódico y de fusión. Radicada en Miami, con una influencia española muy presente en su canto (y en su sangre, pues su padre era español), García sigue nadando en las aguas que más le gustan, y se entusiasma con la posibilidad de actuar en Uruguay. Pero antes, conversó con El País.

—Acabás de lanzar Soy yo, tu primer disco escrito solo por vos en mucho tiempo, y grabado en Puerto Rico. Contame de ese proceso.

—Fue un proceso superdistinto y nuevo para mí, porque no es lo mismo tener a los músicos en el escenario y que se aprendan las canciones, a llevar a los músicos al estudio y crear con ellos. Fue un proceso increíble, porque tuve la oportunidad de hacer un álbum como si fuera el primero, con canciones que llevas de muchos años. Y al escribir bajo el título Soy yo, de descripción total, traté de plasmar todas las facetas de lo que puedo hacer como compositora. Es un álbum diverso.

Kany García
"Para siempre" de Kany García

—Hay canciones de corte social en este disco, pero a lo largo de tu carrera has abordado de todo, de la crítica al amor y la sexualidad. ¿Son tópicos que la música te pide tocar, o que como compositora querés llevarle al público?

—Lo primero es la necesidad de lo que uno quiere contar, y luego esa necesidad acaba convirtiéndose en cierta credibilidad que el cantautor debe obtener. El cantautor canta de lo que nació de la intimidad, y al mismo tiempo eso hace que la gente nos conozca un poquito más. Y sabiendo eso, uno piensa más a la hora de agarrar una pluma.

—En los últimos meses tuviste mucha exposición en la prensa por un asunto privado, tu relación de pareja. ¿Eso se reflejó en el disco?

—Puede ser, porque yo siento que ahora mismo vivo un momento de honestidad completa con mi público. Quizás ese tipo de honestidad se ve reflejada en algo del álbum, porque no tengo por qué tener pelos en la lengua. Pero no todo lo que vivo en mi vida personal se refleja en mi música.

—En este momento, la música que más llega de Puerto Rico está ligada a lo urbano, al reggaetón; ¿cómo es hoy esta otra escena pop de la que vos venís?

—Sí, la música urbana y en Puerto Rico más, es un estado natural; estamos saturados de artistas que trabajan esa música y les ha ido bien. Yo podría decir que estoy nadando contra la corriente, pero estoy nadando en mi estado natural. Se me hendería la costura si hiciera cualquier cosa urbana solo porque es lo que está sucediendo en mi país. Me es más fácil y tiene más credibilidad el nadar en la corriente natural de hacer lo que hago. Y hasta ahora me ha ido de maravillas, porque la gente cree en lo que hago.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º