Anitta

Fenómeno funk de exportación

Junto a J Balvin, la brasileña es la voz de Downtown, un éxito del reggaeton 2017

Anitta en el videoclip de "Downtown". Foto: difusión
Anitta en el videoclip de "Downtown". Foto: difusión

El nombre de Anitta (24) empieza a resonar por estos lados. A fines del año pasado su canción “Downtown”, con la colaboración del reggaetonero J. Balvin, tuvo gran recepción y todavía marca presencia en el Top Global de Spotify. Hace tres días, fue su turno de colaborar con él y lanzaron “Machika” - que perfila al reggaetonero como candidatos a la canción del Mundial 2018-. En 2016, la brasileña ya había participado en “Ginza” -”Si necesita reggaetón, dale”-, también de Balvin, e hizo dúo con Maluma en “Sí o no”.

Anitta en el videoclip de "Show das poderosas". Foto: difusión
El videoclip del primer gran éxito de Anitta, "Show das poderosas". 

A diferencia de la mayor parte de los artistas pop brasileños, Anitta está pasando fronteras y se está convirtiendo en un éxito internacional. Su estilo, que empezó por mezclar el funk con el pop y un poco de rap, ahora también se posicionó en el reggaeton. Arriesgo a decir que se debe a que rompe las barreras de la lengua y se anima a cantar en español e inglés.

La polémica de su videoclip para “Vai malandra” también la hizo conocer. Las críticas y defensas, que llegaron a El País de Madrid y a The Guardian, estaban dirigidas a la toma de 11 segundos de su cola con celulitis y a un meneo que hace frente a un grupo de hombres. Están quienes defienden su libertad de mostrar su cuerpo tal cual es y lo ven como empoderamiento, y los que creen que es una cosificación de la mujer. Anitta, que pidió explícitamente que su imagen no fuera retocada en el video, dijo que se considera feminista y que como mujer intenta hacer su parte.

La historia de Anitta, cuyo nombre real es Larissa de Macedo Machado, es el sueño americano de la música pop brasileña. También se puede comparar con el surgimiento de Justin Bieber: videos en Youtube, un productor atento, cambio de imagen, canción pegadiza y éxito global.

Pero hay una enorme diferencia con aquel chico de “Baby”, y está, básicamente, en que Anitta es brasileña y tiene la sangre latina y el ritmo carioca en su esencia.

Algo así como lo que hicieron Rombai, Márama o Vi-em con la cumbia, Anitta fue quien convirtió el funk de favela en pop. Era de las que imitaban a Britney Spears frente al espejo, pero fue cantando funk en youtube que, DJ Batutinha, uno de los productores más importantes del género la descubrió.

La fama llegó de verdad cuando tenía 20. Conoció a la empresaria Kamilla Fialho, compuso “Show das poderosas”, firmó contrato con Warner y lanzó un videoclip que la convirtió en una Beyoncé brasileña, al mejor estilo de “Single Ladys”

Fialho se encargó de convertir a Anitta en una estrella con un proceso que incluyó clases de canto y de baile, y la llevó por cirugías estéticas, como cuenta en una entrevista con la revista Veja.

La artista tiene tres discos editados -Anitta (2013), Ritmo perfeito (2014), Bang! (2015)-, estará en el Rock in Río 2019, y tiene el mérito de ser la autora de la mayoría de sus canciones y coreografías.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)