ANIVERSARIO

"Back In Black": 40 años del disco de AC/DC que inquietó a varias madres uruguayas

Se cumplen 40 años del lanzamiento de "Back In Black", el disco de AC/DC que inauguró la nueva etapa del grupo australiano y que se convirtió en uno de los álbumes más vendidos de la historia

Se cumplen 40 años del disco "Back In Black", de AC/DC. Foto: Difusión.
Se cumplen 40 años del disco "Back In Black", de AC/DC. Foto: Difusión.

La revolución sonora que AC/DC provocó con Back in Black se contagió en todo el mundo y Uruguay, claro, no fue la excepción. Frank Lampariello, exbajista de Hereford y miembro de Los Hermanos Brothers y HDP's, estaba estudiando en el colegio Stella Maris cuando el disco salió al mercado hace exactamente 40 años. En ese momento ya conocía a los australianos y estaba indagando en el sonido de Highway To Hell porque un amigo había conseguido una copia en cassette.

“Al Back In Black lo conocí un día que estaba yendo al colegio en bicicleta y en la puerta vi a unas madres dando un panfleto con la letra de ‘Hells Bells’ traducida, como diciendo: ‘Esto es satánico y es lo que escuchan sus hijos’. Apenas lo leí, dijo ‘Opa, estoy hay que escucharlo”, comenta entre risas.

“Ese disco fue una revolución. Es un cambio total porque es más pesado que los otros discos”, define. “No es para nada metalero, pero Back In Black es un disco que une a todas las razas del rock. Si te gusta el metal, el rock y el pop te tiene que gustar. Es un antes y un después en la historia del rock”.

Además de “Back In Black”, que recuerda como ese himno que esperaba en cada cumpleaños de 15 de la época (“Cuando sonaba, estaba todo el mundo peludeando”), Lampariello destaca “Shoot To Thrill”, el otro gran éxito del álbum. “Aunque no te guste la banda, es la clásica canción que escuchás en la radio y te hace mover el pie y la cabeza. Tiene una llevada y una letra divina. Si no te movés con ese tema es porque no te gusta la música”, asegura.

Años más tarde, la música de los australianos ayudaría a formar el sonido de Hereford, una de las bandas insignias del rock uruguayo de principios del milenio. “Me acuerdo de llegar a la casa del Chirola (Diego Martino) y que uno de los primeros discos que tenía para mostrarme era el Back In Black en vinilo”, dice. “A los que más nos gustaban era a Guzmán (Mendaro) y a mí. En los ensayos metíamos temas de AC/DC y en 1996, cuando fuimos a grabar el primer disco a Buenos Aires, nos fuimos a verlos en vivo”.

back in black

El sonido de un clásico

Una campanada de iglesia resuena desde el primer segundo. En un principio se escuchan cuatro. Es el mismo recurso que suena en el comienzo de “Mother”, la canción de John Lennon que anunciaba el comienzo de su carrera solista. Con “Hells Bells”, de los australianos AC /DC, sucede algo similar: las campanadas —esta vez del infierno— parecen estar anunciando el inicio de una nueva etapa.

Antes de la quinta campanada, irrumpe la guitarra distorsionada de Angus Young. Y antes de la séptima, se suman la guitarra rítmica de su hermano, Malcom, y el ride de la batería de Phil Rudd. La canción termina de despegar un minuto después, cuando entra el bajo de Cliff Williams y la voz rabiosa de Brian Johnson, que el crítico estadounidense Robert Christgau describe como si alguien estuviese cantando con “una picana eléctrica en el escroto”.

“Soy un trueno, una lluvia torrencial, / Estoy llegando como un huracán, / Mis relámpagos cruzan el cielo, / Sos joven pero vas a morir”, amenaza Johnson con su voz gutural y esos chillidos tan personales en la primera frase de “Hells Bells”, el tema que abre Back In Black. Esa agresiva carta de presentación (“Te voy a llevar al infierno”, agrega) llegó apenas cinco meses después de la muerte de Bon Scott, la voz original del grupo, que había fallecido en febrero de 1980 tras ahogarse con su propio vómito luego de una borrachera.

La muerte de Scott, que llegó siete meses después de Highway To Hell, el clásico álbum de 1979 que los ayudó a hacerse un nombre en Estados Unidos, fue golpe para los músicos australianos. Ya habían grabado seis discos y estaban en su mejor momento, pero esa tragedia los hizo analizar la posibilidad de separarse.

Cuando parecía que la decisión ya estaba tomada, el padre del Scott le dijo a Malcom Young, en el funeral de su hijo, que debían continuar. El impulso anímico dio paso a una serie de audiciones que harían que Brian Johnson se sumara a la formación.

El cantante, que hasta ese momento estaba al frente de un grupo llamado Geordie, cautivó a los hermanos Young desde el momento en que cantó con ellos “Nutbush City Limits” (de Ike & Tina Turner) y “Whole Lotta Rosie”, el single que el grupo había lanzado en 1977. Para cuando interpretaron unos clásicos de Chuck Berry, Johnson ya estaba adentro.

En abril, el quinteto se fue a grabar a Nassau (Bahamas) junto al productor Mutt Lange, quien ya había estado detrás de Highway To Hell. Gracias a la energía de Johnson, el grupo recargó su sonido de la mano de guitarras distorsionadas y algunos de los riffs más memorables de Angus Young. Así nacería Back In Black, el segundo disco más vendido de la historia, después de Thriller, de Michael Jackson.

En estos 40 años esa portada de color negro —que representaba el luto por la muerte de Scott— llegaría a las discotecas de casi 50 millones de personas en todo el mundo e influiría a miles de adolescentes que soñaban con armar su propia banda mientras escuchaban el álbum a todo volumen y hacían air guitar o llevaban sus voces al límite para tratar alcanzar las notas agudas de Johnson.

A 40 años del lanzamiento de ese clásico grabado en las Bahamas, la energía de las 10 canciones se mantienen tan vivas como el primer día. Back In Black cerraba con un manifiesto de arranque blusero que se titula “Rock and Roll Ain’t Noise Pollution”. “El rock and roll no es contaminación acústica, / El rock and roll no va a morir”, repite Johnson en ese estribillo memorable. Basta con sumergirse una vez más en el sonido de ese disco clásico para darse cuenta de que esas palabras siguen vigentes.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
/* 500 Internal\u0020Server\u0020Error */