VUELTA

La carrera de Luis Miguel revive gracias a una serie de Netflix sobre la vida del cantante

El intérprete mexicano acumula hoy cerca de 5,5 millones de oyentes mensuales solo en Spotify. 

Luis Miguel, la serie
VEA EL VIDEO. Trailer de la serie sobre Luis Miguel. 

Luis Miguel es Luis Miguel. Es un personaje harto conocido. Tiene éxitos inmortales. Sus boleros han conquistado a miles de fanáticos y sus temas bailables siguen siendo protagonistas en cualquier fiesta. Desde "Cuando calienta el sol" hasta "Por debajo de la mesa", el cantante ha logrado imponerse en América Latina y en España, pero su carrera en los últimos 10 años parecía estar cayendo en picada, por problemas económicos y personales, hasta que Netflix lo rescató.

¿Qué hay detrás de esa máscara? ¿quién es realmente "Micky"? Eso es lo que Netflix con su biopic -inspirada en la única biografía oficial del astro hijo de un español y una italiana- intenta desentrañar.

Tanto para los fans como para el mismo Luismi esta serie significa revisar la historia de cómo este niño de 11 años alcanzó la fama desde pequeño. Y también, y he aquí lo más importante, el lado B de ser esta estrella.

Luis Miguel
El actor Diego Boneta interpreta a Luis Miguel. Foto: Netflix


Luis Miguel, quien es interpretado por Diego Boneta, no solo vive la trágica desaparición de su madre sino que comprueba el costado siniestro de su padre, con quien termina su vínculo abruptamente, tras descubrir su traición. Lo de Micki tiene más condimentos de telenovela que cualquier programa que pueda verse en la televisión abierta: explotación infantil, machismo, inmigración, drogas, un padre que le roba a su hijo, una madre que nadie sabe dónde está, fama, soledad y romances. Y la lista podría seguir... Para quienes no conocen detalles de esta historia, es una oportunidad para entender a este ídolo que -algunos pensaban- estaba destinado a desparecer, tras más 30 años de carrera. Pero que, justamente, con la ayuda de la serie está volviendo a convertirse en tema de conversación y, también, en banda de sonido. No hay forma de terminar de ver un capítulo y no correr en busca de algunos de sus discos.

Desde que Netflix estrenó la primera temporada de la serie el pasado 22 de abril se convirtió en tendencia en las redes sociales. Para ser concretos: a partir del éxito de la biopic, las escuchas de sus temas en Spotify se dispararon. Según la compañía de música en streaming, las canciones de Luis Miguel pasaron a escucharse casi un 200% más tras el estreno de la serie, entre los meses de abril y mayo. "Culpable o no", uno de sus temas más conocidos, tuvo un aumento del 4000% de reproducciones en la plataforma , llegando a entrar en la lista de las 50 canciones con más reproducciones en México.

El cantante acumula hoy cerca de 5,5 millones de oyentes mensuales y supera, así, a artistas de moda para los jóvenes como Ozuna y Maluma. Lo que lo estaría posicionado como un referente para las nuevas generaciones.

Incluso, Juanpa Zurita, el actor de 22 años que interpreta al hermano de Luis Miguel en la serie, confesó que nunca había llegado a ser fan del cantante pero, al entender sus vivencias personales, empezó a apreciar más al "ser humano" que a la estrella.

Y esto sin duda es un buen punto de partida para el cantante mexicano, quien, sin ir más lejos, tuvo que enfrentar tres demandas en los últimos años y parecía estar cayendo en picada.

En 2016 perdió una demanda civil interpuesta en Nueva York por su ex representante William Brockhaus por más de un millón de dólares y su desacato incluso le llevó a ser arrestado. Además acumulaba una deuda de casi cuatro millones de dólares con su propia discográfica, Warner Music, la compañía con la que vendió más de cien millones de discos. Y, por ultimo, en 2017, el cantante Alejandro Fernández lo demandó por siete millones de dólares por "haber fallado al compromiso de una gira conjunta" que nunca llegó a hacerse.

Aunque ya desde 2015 Micki viene protagonizando hechos que lo han puesto en el ojo de la tormenta. Fue en ese año cuando hizo esperar a su público durante casi una hora para actuar tan solo quince minutos en el Auditorio Nacional de México. Además sus cambios de peso y los rumores sobre su alcoholismo y sus problemas de salud no ayudaban. Tampoco sus reiteradas cancelaciones de shows ni su vacío creativo: desde 2011 no sacaba disco nuevo. No había bronceado ni sonrisa que lo sacara de ese lugar: llevaba una década sin producir ningún éxito.

Pero su suerte parece estar cambiando gracias a Netflix. Según medios mexicanos, la plataforma de streaming habría pagado unos cuantos millones de dólares al cantante que le habrían servido para saldar sus deudas. Esto coincide con la vuelta a los escenarios del Luismi con motivo de su último disco ¡México por siempre!, que fue lanzado a finales del año pasado, con casi ochenta fechas programadas para todo este año en México -casi todos los shows con sold out-, en Estados Unidos y España.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)