MÚSICA

Un cantautor y su folclore caribeño y acústico

El venezolano José Delgado toca hoy en el Espacio Felisberto.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
José Delgado. Foto: Difusión

José Delgado se crió en una casa musical. Los instrumentos fueron juguetes para él y para sus tres hermanos, una radio tradicional fue la banda sonora de su infancia y el sueño de su padre de ser artista estuvo siempre rodeándolo. O sea, su camino estuvo inconscientemente marcado y cuando tuvo que emprenderlo por su cuenta, no dudó. Empezó a hacer canciones y a mostrarlas y en este viaje que ahora lo trajo de vuelta a Uruguay, viaje en el que está hace ya 12 de años.

Hoy a las 19.30, el cantautor venezolano se presenta en el Espacio Felisberto Hernández de la Sala Zitarrosa, en un concierto íntimo y acústico en el que repasará su carrera. Comparte con el maragato Lobo Está? (o sea, Gonzalo Saavedra) y hay entradas en Tickantel y boletería a 250 pesos.

Si no puede ver el video, haga click aquí.

Delgado, quien grabó junto a Fabián Marquisio para su disco Villazul (pensado para ayudar a chicos con capacidades diferentes y que ya es Doble Platino) hace hincapié en que el show será una revisión de su discografía y no una presentación propiamente dicha de su disco Algo, del año pasado, aunque sí tendrá un buen lugar dentro del repertorio. "Es un disco bastante introspectivo, aunque sigue siendo ecléctico en cuanto a los instrumentos que utilizo. Hay elementos de humor, mucha mordacidad, pero surgió más de diálogos internos. Los otros discos han sido más hacia afuera", explica.

—¿Necesitabas que este disco te gustara a ti?

—No tanto que me gustara sino que dijera de mí. Que dijera lo que yo estaba buscando.

—¿Eso responde a un momento de tu vida o a la situación venezolana?

—Tiene que ver con el momento del país, sí. Cuando las estructuras se mueven uno echa mano a lo que tiene más cerca, y uno se tiene a uno con sus vicios y virtudes. Por fortuna hay una característica muy del venezolano, de salir al paso, de improvisar para poder resolver situaciones complejas.

—¿Cómo es hoy ser músico en Caracas?

—Hoy en día está difícil; hacemos lo que podemos allá en los espacios que tenemos, que han mermado por la recesión económica. Pero no paro de producir, estoy muy activo.

—¿Siempre te interesaron los ritmos folclóricos, o fue algo que quisiste rescatar?

—Siempre me interesaron porque es lo que escuché de pequeño, no a través de la radio porque la música de raíz nunca ha tenido mucha difusión, sino a través de mi papá. En mi caso no está el sentimiento consciente de buscar esto para rescatarlo. Sucede en mí de una forma más sencilla: lo quiero hacer simplemente porque me gusta, me identifica y dice de mí. Porque si vas al rescate ya ahí hay otra cosa.

Si no puede ver el video, haga click aquí.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados