CRÍTICA

Un brillante cierre de temporada

Para cerrar la temporada 2015, "Conciertos del Este" presentó al magnífico Trío Guarneri de Praga, ante una sala totalmente llena y con un programa compuesto por dos destacados exponentes del nacionalismo musical checo, como Smetana y Suk finalizando con el hermoso trío del "Archiduque" de Beethoven.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Elogiadísimos: el trío Guarnieri, una maravilla de Praga.

Dignos sucesores del famoso "Trío Beaux Arts", el "Trío Guarneri de Praga" —próximo a cumplir sus 30 años de labor ininterrumpida y con los mismos integrantes desde su fundación— ha sabido conquistar a lo largo de todos estos años, el prestigio y fama de que son acreedores.

Entre sus múltiples virtudes este conjunto se distingue por el maravilloso equilibrio en el aspecto tímbrico, como en el volumen sonoro que es sin duda, una de las más importantes condiciones de este conjunto.

Además no podemos dejar de mencionar la calidad de los instrumentos con que cuentan tanto el violinista como el violoncellista, el primero es un Zimbalist construido por el luthier cremonés Giuseppe Guarneri del Gesù y el segundo de 1684, es un Andrea Guarneri, abuelo del anterior fabricante y fundador de esta dinastía.

El más perjudicado que siempre debe soportar los cambios en la calidad de los instrumentos es el pianista Iván Klansky que en cada sala de concierto le espera una sorpresa que a veces puede ser muy grata y otras veces no tanto. No obstante el centenario piano Steinway & Sons del Hotel del Lago que merecería su jubilación, parecía ser otro al ser acariciado por las manos de Klansky, el sonido perlado que consiguió arrancar del vetusto instrumento fue excepcional.

Se inició la velada con la "Elegía" de Suk compuesta en 1902 en memoria del poeta checo Julius Zeyer. En esta breve página musical se pudo apreciar la gran expresividad de los tres instrumentistas que nos hicieron pasar del crepuscular "Adagio" donde las cuerdas dialogan al grandioso y solemne "Poco più mosso" donde el piano tiene su mayor destaque, finalizando con un sentido epílogo que inicia el violoncello y que luego se suman sus compañeros hasta terminar con el sutil pianísimo de los últimos dos compases.

Luego interpretaron el bellísimo "Trío op.15" de Smetana donde afloran el sentimiento trágico —pues fue compuesto ante la pérdida de su hija Bedriska de tan solo cuatro años— con el optimismo que representa la confianza en la voluntad del Creador. En esta última parte es notoria la influencia de Schumann pues la vehemencia expresiva llega a su punto máximo.

En la segunda parte para ir finalizando se escuchó el famoso "Trío del Archiduque" de Beethoven. El "Trío Guarneri" demostró en todo el concierto que entre ellos no hay individualismo, los tres respiran y sienten juntos logrando una calidad de sonido única. La interpretación que ofrecen estos músicos checos no brota de sus manos sale del corazón. El público de pie no cesaba de aplaudir hasta que ellos ofrecieron como bis del genial compositor checo Antonín Dvorak, el movimiento final del "Trío Dumky op.90".

Ante la insistencia de otro bis el pianista dijo en perfecto español: "Y como buenas noches la Humoresca de Dvorak y todos a dormir".

SABER MÁS

CONCIERTOS EN EL ESTE

Trío Guarneri de Praga. Integrantes: Cenek Pavlik (violín), Marek Jerie (violoncello ), Iván Klansky (piano). Programa: Elegía op.23 de Josef Suk, Trío op.15 de Bedrich Smetana y Trío op.97 "Archiduque" de Ludwig van Beethoven. Dónde: Hotel del Lago, Punta del Este. Cuándo: 24 de octubre.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados