Un gesto de reclamo y su consecuencia

Álvaro Méndez sancionado por inusual modo de protesta

El coordinador de la Filarmónica ante una investigación por teñirse el pelo.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
El jerarca podría ser sumariado por su color de pelo, que adquirió como protesta. Foto: Facebook .

Al coordinador general de la Orquesta Filarmónica de Montevideo, Álvaro Méndez, se le inició una investigación administrativa, en la órbita de la Intendencia de Montevideo, por una forma de protesta nada común: pintarse el pelo de azul.

En diciembre pasado, el músico se había teñido el cabello, para manifestar protesta ante el recorte presupuestal que afrontaba la orquesta. Desde la Dirección de Cultura, de la intendencia, Mariana Percovich explicó a El País que no se harán declaraciones a la prensa mientras dure la investigación administrativa. "No corresponde que yo diga nada, para garantía del funcionario. A todo funcionario hay que darle una garantía", aseguró Percovich.

Álvaro Méndez, antes de pasar por el peluquero. Foto: Archivo El País. 
Álvaro Méndez, antes de pasar por el peluquero. Foto: Archivo El País. 

Según aseguraron fuentes a El País, la actitud de Méndez fue entendida como una falta grave, y la investigación administrativa va camino a ver si amerita un sumario y otras medidas, o no. El diciembre pasado, y a partir de su nuevo look, trascendieron en la prensa declaraciones del propio Méndez, quien afirmó que se trataba de una protesta silenciosa e individual, ante el dramático recorte presupuestal. Esas declaraciones, según la fuente, fueron entendidas como un perjuicio contra la intendencia, y de ahí que se iniciara la investigación administrativa.

Méndez, ante los recortes presupuestales que se plantearon a fines del año pasado, advirtió que la Filarmónica prácticamente no iba a poder mantener su actividad. Y a partir de allí, planteó ciertas condiciones mínimas, para que la orquesta pudiera funcionar, explicó la fuente. Fue ante esa asfixia presupuestal que el coordinador general decidió tomar esa curiosa medida de protesta.

Méndez fue notificado de la investigación administrativa, luego tuvo la oportunidad de presentar un descargo (abogado mediante), y ahora la misma se encuentra en su primera etapa. Al parecer, Méndez fue acusado desde la intendencia de haber generado alarma pública, y de haber desatendido a la Orquesta Filarmónica de Montevideo, institución a la que el músico ha dedicado más de dos décadas de su carrera.

Según la fuente, Méndez se tiñó el pelo para llamar la atención sobre la situación que atravesaba la Filarmónica, demostrando que una persona aparentemente tradicional y predecible, puede elegir un modo de protesta fuera de lo común. Sin duda fue una forma de protesta singular, sin la menor violencia y desde la pasividad: según la fuente, desde diversos ámbitos políticos fue vista como un gesto creativo esa inusual medida. También según la fuente, no se cree que haya un asunto político de trasfondo: de hecho, Méndez no está identificado públicamente con ningún sector político.

Pese a la investigación administrativa en curso, y según la fuente, las relaciones entre el coordinador general de la Filarmónica y las autoridades de la que esta depende, han seguido su cauce habitual, y no han afectado la normal programación de la orquesta municipal.

El trabajo de peluquería fue hecho por el conocido estilista Heber Vera, y si bien la idea fue que el color durara solamente unos pocos días, el comentario que despertó en el ambiente cultural fue bastante sonado, y sus ecos todavía no han terminado de resonar.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados