Obituarios

Murió uno de los grandes tecladistas del rock

Keith Emerson fue de los más virtuosos del rock sinfónico.

El sonido de sus teclados marcó a toda una generación de rockeros y por eso Keith Emerson era una de las grandes leyendas del rock progresivo. El tercio más notorio de Emerson, Lake & Palmer murió ayer en su casa de Santa Mónica a los 71 años.

"Fue un pionero y un innovador cuyo genio musical nos tocó a todos en los mundo del rock, la música clásica y el jazz", escribió en una declaración, Carl Palmer, su viejo compañero de banda.

Uno de los grandes tecladistas en la historia del rock, Emerson integró Nice para después formar el gran supergrupo de su generación junto al baterista Palmer (que venía de Crazy World of Arthur Brown) y el guitarrista Greg Lake que había estado en King Crimson.

Paladines del rock sinfónico, lo suyo era virtuosismo con energía juvenil como dejaron claro en discos como Tarkus, Pictures on an Exhibition sobre la obra Mussorgsky, Brain Salad Surgery y Works, por citar algunos de su más de una decena de discos. En ellos dejaban claro su gusto por lo espectacular: sus arreglos, sus solos, sus canciones siempre fueron exagerados. Su sonido fue muy popular en Uruguay entre toda una generación de rockeros criados al ritmo de Meridiano juvenil, aquel programa del Sodre. Su fama se debe también a canciones como "Lucky Man", "From the begining", su versión del "Peter Gunn" de Henry Mancini, y "Still you turn me on" lo que les convirtió en estrellas.

Aunque Emerson tuvo una carrera solista más o menos importante, como otras tantas bandas del rock sinfónico, no mantuvo su popularidad. En 1994 anunció su retiro, una promesa de corto aliento.

El trío, su proyecto más perdurable, se reunió varias veces (en una de esas oportunidades como Emerson Lake & Powell, con Cozy Powell en batería) en todo este tiempo para giras. La última fue en 2010.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados