televisión

John Oliver, una mano de 15 millones de dólares

El programa de humor en base a noticias serias, Last Week Tonight, conducido por el inglés John Oliver, compró, y luego perdonó, deudas de seguros médicos de personas corrientes por unos 15 millones de dólares.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Foto: Difusión

Una de las principales causas de la debacle financiera internacional que se originó en Estados Unidos en 2008 fue la compra, por parte de diversos agentes financieros, de deudas inmobiliarias. 

Como ya se ha explicado en, por ejemplo el oscarizado documental Inside Job o también en la nominada al Oscar La gran apuesta, estos agentes financieros le compraban a un banco (por ejemplo) las deudas inmobiliarias de personas o instituciones que habían contraído ese compromiso con el banco. Esas deudas se juntaban en paquetes y se comercializaban. 

Como explica el propio Oliver en el más reciente episodio de su programa (sobre el cual ya hemos escrito, ver "Relacionadas"), esto de comprar deudas también se hace en el sector de la salud. Muchos estadounidenses contraen deudas para pagar la atención médica. El sistema de cobertura médica en Estados Unidos es complejo y, además, da lugar para situaciones desesperantes para muchos pacientes, que tienen que endeudarse (si pueden) para poder pagar. 

Esas deudas, tal como las hipotecarias, se comercializan en el mercado financiero. Quienes poseen los títulos de esas deudas, comprados a un precio muy inferior al valor de las deudas en sí, pretenden naturalmente cobrarlas y según lo que informa el programa, a través de métodos agresivos, a veces sin siquiera saber a cuánto asciende el monto de la deuda. 

"Este sistema", dijo Oliver en el programa, "necesita una urgente regulación. Porque así como está cualquier idiota puede meterse en este negocio. Y se los puedo probar, porque soy un idiota y fundamos una compañía de compra de deudas. Y es tan sencillo que es inquietante".

La producción del programa fundó una empresa llamada Central Asset Recovery Professionals Inc por apenas 50 dólares. Una vez registrada, la empresa recibió una oferta para comprar deudas médicas que ascendían a casi 15 millones de dólares por... 60.000 dólares. 

El programa compró esas deudas —que pertenecían a unas 9.000 personas— y junto a una empresa especializada en recolección de deudas, decidió perdonarlas a todas. 

El comentario de Oliver sobre lo que hizo el programa respecto a este tema, es de antología: "Compramos esas deudas, algo que es absolutamente terrorífico. Porque si quisiera, podríamos empezar a llamar gente para cobrar las deudas y hacerles la vida imposible. Y no habría, desde el punto de vista legal, nada malo en eso. Excepto, claro, que todo esto está absolutamente mal".

Además, Oliver le dio una vuelta de tuerca humorística a la acción solidaria. En vez de hacer lo que uno esperaría en este caso —ir a las casas de los beneficiados por la cancelación de esas deudas y registrar las previsibles fuertes reacciones emocionales—, Oliver recordó que hasta ese momento, Oprah Winfrey tenía el récord de cantidad de dinero entregado a la audiencia. La conductora, en 2004, en uno de sus programas le regaló un auto a todos los que presenciaban el programa en ese momento, lo que significó una erogación de 8 millones de dólares. 

Oliver, entonces, se adjudicó el récord para la televisión estadounidense de la mayor cantidad de dinero donado en un episodio. El programa terminó con un extático John Oliver gritando: “¡Soy la nueva reina de la televisión diurna!”, mientras billetes de dólares (suponemos que falsos) caían como papel confetti desde el techo.

Más allá de la humorada, el programa recurrió a un método que resultó novedoso para televisión, que hasta ahora se ha caracterizado por acciones como las que hacía por ejemplo Julián Weich en Sorpresa y media, o las que se siguen realizando actualmente en distintas Teletones en América Latina. Si entiende inglés, puede ver el informe completo acá.

Si no puede ver el video, haga click aquí.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)