OBITUARIO

Y otra risa que se apaga en la bonita vecindad

Falleció Rubén Aguirre, aquel Profesor Jirafales.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Rubén Aguirre como el profesor Jirafales. Foto: Captura de pantalla

"No se tomaría un cafecito?", preguntaba con cierta procacidad que se escapa a aquella generación de fines de los 70, Doña Florinda al Profesor Jirafales. Ese momento, siempre esperado, nos hizo aprender a querer a ese larguirucho, algo tímido y enamoradizo personaje. Ayer murió, Rubén Aguirre, el actor que lo interpretaba. Tenía 82 años.

Y la triste noticia de la partida del Profesor Jirafales hizo que todos recuperáramos las inolvidables tardes que millones de niños pasamos mirando las travesuras que el Chavo del 8 y los demás niños de esa empobrecida vecindad hacían al maestro. Un personaje muy querible y galán, quien nunca llegó con las manos vacías a cortejar a su eterna enamorada, "Si no es mucha molestia", le decía a Doña Florinda pura cara de enamorada debajo de esos eternos ruleros.

Aguirre fue un emblemático actor de la televisión mexicana, participó en cerca de 14 películas y 10 programas de televisión, casi siempre al lado de Roberto Gómez Bolaños "Chespirito".

Durante sus últimos años como profesional, Aguirre fue productor de su propio circo, con el cual hizo varias giras continentales. Aunque en 2013 se retiró de los escenarios.

En televisión formó parte del elenco de El club de Shory, donde conoció a los actores Carlos Villagrán (Quico) y María Antonieta de las Nieves (La Chilindrina). En ese ciclo también conoció a Chespirito, con quien mantendría una larga relación laboral. Su estatura de un metro noventa y su facilidad para generar situaciones graciosas, hizo que Gómez Bolaños lo incluyera en prácticamente todas sus obras, desde El chapulín colorado, pasando por Los chifladitos ("dígame licenciado") y, claro, El chavo del 8.

En esa serie, que duró 12 años, y que fue un furor internacional interpretó al icónico Jirafales, el eterno enamorado de Doña Florinda (Florinda Meza), la madre viuda del cachetón y malcriado Quico. Todas las tardes llegaba con un ramo de flores bajo el brazo, y mientras los infantes lo molestaban, el Profesor Jirafales aceptó miles de tacitas de café siempre "sin que sea una molestia". La relación de Jirafales con Florinda rápidamente se convirtió en una de las relaciones más entrañables de la televisión, lo que despertó la alegría de todos y convirtió su frase recurrente ta-ta-ta, como su sello característico.

Si bien las últimas noticias de Aguirre eran más sobre sus dolencias (su diabetes hizo que fuera hospitalizado en varias oportunidades) y problemas financieros, siempre quedará la presencia de Jirafales, quien con su traje y bigote, siempre acudía a cortejar a Doña Florinda.

Rubén Aguirre fue una persona muy querida por el elenco de El Chavo del 8. Así lo demuestran las distintas reacciones que despertó su partida. La Chilindrina usó su cuenta de Facebook para dar su pésame a su familia, también Edgar Vivar, (Señor Barriga), así como Carlos Villagrán (Quico) quien dijo: "se nos fue nuestro querido profesor, nuestra querida vecindad se está reuniendo en el cielo", escribió en Facebook.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)