Premios

¿Quién es Olivia Colman, la británica que se perfila como favorita en los Oscar?

La actriz brilla con su papel de Ana Estuardo en La favorita, y gana fama mundial

Olivia Colman. Foto: Reuters
Olivia Colman. Foto: Reuters

En setiembre del año pasado, ganó la Copa Volpi a la mejor actriz en el Festival de Cine de Venecia, y ese fue el primer reconocimiento de los muchos que llegarían por su actuación en La favorita, el papel que hoy la pone como la gran favorita para hacerse con el Oscar a mejor actriz protagónica. La crítica es unánime en cuanto a su interpretación de Ana Estuardo en lo nuevo de Yorgos Lanthimos: Olivia Colman está brillante.

La temporada de premios en curso la tiene como una de sus figuras, gracias al que será uno de sus papeles más importantes. Porque La favorita y el impacto que su trabajo ha tenido tanto en la prensa especializada como en las entidades que otorgan galardones, le han dado repentina visibilidad.

Antes de que triunfara en Venecia, se hiciera con el Globo de Oro a mejor actriz, cosechara otra cantidad de premios en ceremonias menores y apareciera como gran candidata para la gala de la Academia del 24 de febrero, el de Olivia Colman no era un nombre popularmente conocido. De hecho, muchos la descubrieron recién cuando se supo que era la elegida para continuar con The Crown, la serie de época de Netflix que, hasta entonces, había tenido a Claire Foy como la reina Isabel II.

Foy, protagonista de la última película del uruguayo Fede Álvarez (La chica en la telaraña), estuvo al frente de las dos primeras temporadas de la ficción histórica, que ahora continuará con Colman como una versión más madura de la misma monarca.

Imagen de la película La favorita
VIDEO | Tráiler de "La favorita"

Colman fue anunciada a fines de 2017 como la nueva reina de The Crown, y aunque ya se han conocido imágenes de su versión de Isabel II, todavía no se sabe cuándo Netflix estrenará la tercera temporada de la serie. Colman también estará en la cuarta.

Si su fichaje para la serie más costosa en la historia del servicio de streaming ya había puesto al mundo a hablar de ella, esta proyección conseguida ahora ha despertado aún más interés por la británica de 44 años, madre de tres hijos y de larga trayectoria actoral.

Colman ha participado en una cantidad de series británicas de prestigio. Arrancó en el año 2000 con la comedia Bruiser, y después estuvo en Peep Show, Green Wing y Look Around You, entre otra cantidad de series y películas para televisión, en las que alternó entre la comedia y el drama. Destacó en Broadchurch, un policial de tres temporadas que fue aclamado por la crítica y que a la actriz le valió tres premios y cierto reconocimiento en Estados Unidos. En Uruguay, Broadchurch se ha visto por TNU.

Pero en ese formato, su último gran trabajo fue The Night Manager, una miniserie basada en la novela de John le Carré, sobre un exsoldado británico que es reclutado por una agente de inteligencia, Angela Burr, para que se infiltre en el círculo más cercano de un traficante de armas. Colman se puso en la piel de Burr y consiguió su primer Globo de Oro, el de mejor actriz de reparto de serie, miniserie o película de televisión. La favorita le dio el segundo, y podría darle su primer Oscar.

Proyección

A gran escala

Colman, adorada en Inglaterra, sobre todo después de que el país entero la acompañó a descubrir su árbol genealógico a través de un episodio del programa Who Do You Think You Are?, venía haciendo una carrera ascendente en el cine. Había tenido un papel secundario en La dama de Hierro y estuvo en Asesinato en el Expreso de Oriente de Kenneth Branagh, y en The Lobster, la distopía del director griego Yorgos Lanthimos que no se estrenó acá, con Colin Farrell y Rachel Weisz en los papeles centrales.

Lanthimos volvió a recurrir a Weisz y a Colman para "La favorita", una película sobre los enredos, los conflictos y las relaciones alrededor de la reina Ana y su gobierno. Está en cartel en Uruguay y es una de las citas obligadas si le gusta la temporada de premios.

“Para ser Ana, no tuve que verme linda o ser linda, y eso fue liberador y brillante”, le dijo Colman al New York Times, en una reflexión que tuvo que ver con el aspecto de su personaje, muchas veces desagradable en La favorita, pero también con ella misma.

En esa misma nota admitió que no le gusta demasiado eso de perder el anonimato, y que para convertirse en la reina Isabel II de cara a The Crown, manejó una gran cantidad de libertad artística, porque “camino más como una granjera que como una reina, y no soy muy buena imitadora”. Entre la libertad y la humildad, Colman está en su mejor momento y el mundo lo está viendo. Es difícil que un Oscar cambie mucho su destino.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)