Charla con dos actores de la serie Ash vs Evil Dead

Un mundo bizarro de zombies y risas

Con el estreno de Scream Queens el mes pasado y Ash vs. Evil Dead el 2 de noviembre, la mezcla del humor con el terror en las series parece estar convirtiéndose en una tendencia. Aunque claro, para el cine no es ninguna novedad.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Los tres protagonistas manchados con un elemento central en la serie: la sangre.

Ash vs Evil Dead es la serie que continúa con la historia del personaje principal de Diabólico —como se llamó en Uruguay a Evil Dead— Ash Williams, interpretado por Bruce Campbell. La primer película de la saga era más bien de horror gore, pero a lo largo de las otras secuelas fue adquiriendo un tono cómico y bizarro. Luego llegó la remake del uruguayo Fede Álvarez y ahora la serie, que va los lunes a las 23.00 por Fox Action.

El show sigue la historia de Ash Williams 30 años después vuelve a tener que huir de los zombies, aunque esta vez, la mala vida y los años le han pasado factura y la tarea se vuelve más difícil. El antihéroe decadente es acompañado por Pablo Bolívar (Ray Santiago), su mano derecha. Tanto las películas como la serie fueron orquestadas por Sam Raimi, que gracias a esos muertos vivos se hizo un nombre en Hollywood.

"En términos de trabajar con un genio, ese es Sam Raimi, para mí fue literalmente como ser una estudiante aprendiendo de su maestro", dice la actriz Jill Marie Jones en rueda telefónica en la que participó El País. "Es tan increíble, es tan lindo cuando conoces a alguien que admiras y es generoso, con un corazón de oro. Su forma de dirigir es muy considerada, te hace sentir que sos parte del proceso. Es muy respetuoso no solo con los actores sino con todo el equipo". Jones interpreta a Amanda Fisher, la detective que es el cable a tierra de la serie.

Al ser una secuela tan esperada por los seguidores de Evil Dead, el guión fue secreto hasta el momento de la filmación, porque la producción temía que se filtrara. Por eso, cuenta Jones, a los actores le entregaron solamente su parte de los diálogos. "Cuando leí que era comedia pensé que había un error. Claramente me parecía una situación de drama o terror. Después me di cuenta de que sí, era comedia. En media hora tienes terror del que da miedo de verdad, comedia inteligente y estas escenas atrevidas, cool".

Ray Santiago asegura que han hecho todo lo posible para satisfacer tanto a los fanáticos como a los nuevos espectadores. "Nos queríamos asegurar de que los fans estuvieran contentos. Así que todos dijimos: cúbrannos en toda la sangre que sea posible y póngannos en todas las situaciones absurdas que puedan, porque les queremos dar lo que quieren", cuenta el actor vía telefónica.

De todas formas, no es necesario ser fanático de Sam Raimi o de las películas para poder entender la serie porque, como explica la actriz, el primer capítulo es "Evil Dead para tontos" y se repasa todo lo que ha sucedido con Ash Williams.

Ya con dos capítulos estrenados lo que queda claro es que hay litros de sangre, bastantes zombies y mucho absurdo en el show. Y que, como dice Ray Santiago, lo principal para sobrevivir es "no confiar en nadie y correr lo más rápido posible".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados