STREAMING

"Milagro en la celda siete", un fenómeno turco que es una tendencia en Uruguay

La producción turca, estrenada el mes pasado, es la película más vista en Netflix

Imagen de la película "Milagro en la celda siete". Foto: Difusión
Imagen de la película "Milagro en la celda siete". Foto: Difusión

Hay una nueva producción que llegó desde Turquía y está conquistando el mundo. Se trata de la película Milagro en la celda siete, un drama que tiene todos los ingredientes de las producciones exitosas de ese país: historia sencilla, imponentes locaciones naturales y de desgracias para sus protagonistas. Con eso ayer era la producción más vista de Netflix en Uruguay

Es la misma receta que por lo visto siempre funciona. Las telenovelas Las mil y una noches; Sila, ¿Qué culpa tiene Fatmagul? o El sultán que llegaron a copar la programación de los canales uruguayos y pusieron a Turquía en el mapa del entretenimiento.

En pocos años, las producciones turcas lograron invadir el mundo con, por ejemplo, paisajes y exteriores que no se habían visto antes. En 2016 Gustavo Yankelevich cuando fue gerente de programación de Canal 4 apuntaba a eso como la principal razón del éxito.

Además, una conexión emocional fuerte, historias contemporáneas y más realistas, donde se habla del abandono o el machismo en la sociedad, y dejando de lado la clásica historia del chico rico que se enamora de la chica pobre, también ha sido un factor destacable de estas producciones.

Aunque el número ha caído desde el año pasado, actualmente la televisión uruguaya tiene varias producciones turcas en su grilla. Ahí están Cennet y Gulperi en Canal 4 y Sureya, Coraje de mujer y Flores de cristal en Canal 10. Las mismas suelen figurar en el ranking que realiza la empresa Kantar Ibope Media con lo más visto de cada día.

En la grilla básica de los cables locales, incluso, tienen una señal propia Kanal D que emite estas producciones las 24 horas del día.

Imagen de la película "Milagro en la celda siete". Foto: Difusión
Imagen de la película "Milagro en la celda siete". Foto: Difusión

Netflix no es inmune a esta invasión turca, y en su vasto catálogo hay muchas producciones (más de 20 entre novelas o series y películas) oriundas de ese país en géneros que van desde la comedia al drama y también el terror con ambientaciones modernas e históricas.

Ahora lo más visto en Netflix es un drama lacrimógeno turco que recuerda a Yo soy Sam aquella historia que protagonizó Sean Penn y lanzó al estrellato a la entonces jovencísima Dakota Fanning.

Milagro en la celda siete, película que ayer ocupaba el primer puesto de las 10 producciones más vistas en Netflix (por encima de las españolas Toy Boy, Elite y El hoyo), se estrenó a mediados de marzo en el servicio de streaming, aunque recién ahora logró alcanzar una mayor visibilidad en la plataforma.

Se trata de la remake de una película de Corea del Sur que dirigió Lee Hwan-kyung en 2013 y fue bastante exitosa en su país de origen desde entonces se hicieron varias adaptaciones en el mundo hay de India, Filipinas y se está haciendo una Indonesia para estrenar este año. Esta versión que llega de Turquía fue la tercera adaptación de esta historia sobre un hombre acusado de un crimen que no cometió.

La trama se centra en Memo (Aras Bulut Lynemli), un hombre con discapacidad intelectual, y en su pequeña hija Ova (Nisa Sofiya Aksongur). La madre falleció dando a luz a la niña y ahora ambos viven en la casa de la abuela de Memo.

Pese a su discapacidad, Memo es un padre amoroso y preocupado por su hija, aunque no puede evitar que otros niños se burlen de él; como Seda, hija de un militar de alto rango, quien después de hacerle bullying, corre hacia un acantilado, se resbala, cae y muere.

Cuando la policía llega y encuentra la niña en brazos de Memo, no dudan en llevarlo a la cárcel, culparlo de su muerte y obligarlo a firmar una confesión. Sin más, el pobre hombre termina en una prisión de máxima seguridad donde recibirá golpizas de otros reos y enfrentará, encima una muy probable condena a pena de muerte.

Con un desenlace que más vale no adelantar, aunque es mejor verlo con pañuelos, la película se cimienta en la convincente interpretación de Aras Bulut Iynemli (como antes realizó Sean Penn). También en la pequeña Nisa Sofiya Aksongur, esa niña entrañable que buscará por todos los modos posibles, salvar a su padre.

En un poco más de dos horas, este drama muestra cómo este hombre, incapaz de defenderse por sí mismo, enfrenta los peligros de un sistema que únicamente intenta condenarlo, mientras la esperanza para su salvación se encuentra en esa pequeña niña, que de manera incansable intenta demostrar su inocencia.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados

/***** Chat Bot ******/