CINE

Una lucha ancestral con nuevo capítulo

Hoy se estrena Inframundo: guerra de sangres.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Kate Beckinsale como Selene. Foto: Difusión

Una saga vampírica que combina acción, artes marciales y terror, Inframundo, ha conseguido mucho más de lo que su premisa podría hace presumir. Hoy se estrena se estrena Inframundo: Guerras de sangre, la quinta película de la saga. Es la continuación de Inframundo: el despertar (de 2012), en la que la antigua y secreta lucha entre vampiros y lincántropos quedó expuesta a la vista de los comunes mortales, quienes iniciaron una purga para exterminar a estas dos especies enfrentadas desde hace siglos.

Nuevamente la británica Kate Beckinsale se pone el ajustado uniforme de cuero como la vampira Selene. Se trata de un personaje que descubrió, a lo largo de la saga, que su pasado no fue como se lo contaron.

Por lo que para Selene este conflicto milenario se volvió una cuestión personal ya que las personas que ha amado han sido perseguidas y capturadas, tanto por los licántropos como por los vampiros, pero se ha encargado de hacer justicia por mano propia, matando a los vampiros más ancianos (y poderosos), Viktor y Markus. Y ahora Selene es perseguida no solo por los hombres- lobo, sino también por algunos vampiros que la ven como una traidora.

No hay mucho para hacer más que coreografiar las peleas, un par de efectos y unos monstruos feísimos pero, por si sirve el dato, esta es la primera de la saga que dirige una mujer, Anna Foerster.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados