CRÍTICA - CINE

Leyenda de un pueblo con dos patrias

El molino quemado viene a recordarnos que, como esas colchas tejidas con retazos distintos, este país está hecho de pequeñas comunidades de inmigrantes y sus historias.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
El molino quemado. Foto: Difusión

Algunas, afianzadas en el interior, están empecinadas en mantener vivas sus raíces, aunque el paso del tiempo solo les deje como lazo con esa otra patria la herencia de un apellido extranjero. ¿Y que hacen las generaciones jóvenes con ese pasado? Los realizadores del documental, Micaela Domínguez Prost, Martín Chamorro y Cecilia Langwagen fueron a la colonia suiza de Nueva Helvecia motivados por una leyenda, pero descubrieron que en la perpetuación de ese cuento, cada vez con más variantes, había algo más: la radiografía de una comunidad que no se rinde al cambio y vive un constante homenaje a sus primeros pobladores.

La anécdota que echa a andar este relato oral es la historia de un molino construido en 1876. En 1881 el molino se prendió fuego y unas horas después del incendió la esposa del dueño apareció muerta. Cuatro días más tarde, se suicidó el capataz que trabajaba allí. Detrás de estas tragedias nunca resueltas, hay un puñado de versiones. Una que dice que la mujer murió ahogada al caer del caballo, otra que afirma que el molinero la mató al descubrir que era amante del capataz, y una tercera que sostiene que había enredos económicos: o fue incendiado a propósito para cobrar el seguro, o lo incendió parte del pueblo, enojado porque el molinero cobraba peaje para cruzar por esa zona.

La narración, como la comunidad, es colectiva. De a poco, el film se aventura en un tono humorístico haciendo intervenir voces más jóvenes y algún personaje secundario con ribetes cómicos —como el taximestrista y guía turístico que recurre al tarot para intentar develar el misterio. Así, trabajando con inteligencia el desdoblamiento del discurso, el film muestra cómo se construye una leyenda, con la imaginación de cada poblador que le agrega un granito de arena al relato original.

El molino quemado[***]

Uruguay, 2017. Guión, dirección y montaje: Micaela Domínguez Prost, Martín Chamorro y Cecilia Langwagen. Duración: 77 minutos. Funciones: Hasta el 30 de agosto en Cinemateca Pocitos.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)