Sería una real sorpresa que Simmons y Arquette no ganen en esa categoría

Intérpretes secundarios están en carrera con claros favoritos

Si hay dos rubros en los que casi nio existen dudas acerca de quiénes van a ser los ganadores del Oscar son los de mejor actor y mejor actriz secundarios. J.K. Simmons va a tener la estatuilla en el casillero masculino por Whiplash, y Patricia Arquette su contrapartida femenina por Boyhood.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Patricia Arquette tiene una interesante carrera de televisión, pero el cine se fijó menos en ella.

Si ocurre otra cosa, este cronista y varios colegas prometen ponerse en penitencia durante por lo menos diez minutos, en un rincón de la redacción, de cara a la pared.

Todos los antecedentes de estos últimos dos o tres meses apuntan a eso. Simmons viene de ganar el Globo de Oro, el Bafta y el premio del Sindicato de Actores de los Estados Unidos, y ha sido galardonado también en los festivales de Londres, Palm Springs y Santa Barbara, por las asociaciones de críticos de Austin, Boston, Chicago, Dallas-Forth Worth, Denver, Detroit, Florida, Georgia, Houston, Indiana, Iowa, Las Vegas, Los Angeles, Norte de Texas, Nueva York, Phoenix, San Diego, San Franciso, St. Louis, Toronto, Utah, Vancouver, Washington, y obtuvo el primer puesto en una encuesta realizada por la publicación Village Voice.


Si no puede ver el video haga click aquí

Para lograr que este párrafo sea por lo menos tan aburrido como el anterior detallemos las distinciones recibidas por Arquette gracias a su labor el Boyhood: Globo de Oro, Bafta, Sindicato de Actores, críticos de Austin, críticos de radio, críticos de Chicago, Dallas-Forth Worth, Denver, Detroit, Florida, Houston, Iowa, Kansas, Londres, Los Angeles, Nueva York, Norte de Texas, Oklahoma, San Francisco, St.Louis Toronto, Vancouver y Washington y los festivales de Santa Barbara y Seattle. Al igual que Simmons, es también candidata (y favorita) a los Independent Spirits Awards.


Si no puede ver el video haga click aquí

Los competidores tienen pocas posibilidades, aunque hay talento en ellos: Ethan Hawke por Boyhood; Edward Norton por Birdman, Mark Ruffalo por Foxcatcher y Robert Duvall por El juez entre los actores; Emma Stone por Birdman, Keira Knightley por El código Enigma, Meryl Streep por En el bosque y Laura Dern por Alma salvaje entre las actrices. Si uno desea ser muy, pero muy cauto, podría estampar que Emma Stone tiene alguna posibilidad, pero el porcentaje con respecto a Arquette debe ser algo así como 10 contra 90.

Algo parecido pasa con el Norton de Birdman o el Duvall de El juez (en un caso porque es el tipo de labor efectista que a Hollywood suele gustarle; en el otro por los años de Duvall). De todos modos el actor ya tiene un Oscar (por El precio de la felicidad, 1983) de modo que la Academia no va a sentir la urgencia que le vino ante el Christopher Plummer de Beginners: "¿Muchachos, a este hombre habría que darle un premio antes que se nos muera!" (Plummer estaba muy bien en Beginners, de todos modos).

Un dato que habría que tratar de averiguar es si existe alguna regla secreta en la Academia que obliga a que a Meryl Streep hay que nominarla todos los años por algo. No se trata de que no sea una estupenda actriz: ya sabemos que lo es, y hay solo tres o cuatro colegas vivas a su altura en la industria angloparlante (Julianne Moore, Helen Mirren, Gena Rowlands y probablemente nadie más). Se trata de que Tío Oscar la nomina prácticamente por todo lo que hace, aunque la mitad de las veces lo haga en piloto automatico.

Seamos honestos: Meryl no ha sido nominada todos los años. En realidad obtuvo diecinueve candidaturas desde 1979, lo que significa aperoximadamente una cada dos años, y ganó solamente tres estatuillas (mejor actriz secundaria por Kramer vs. Kramer, mejor actriz protagónica por La decisión de Sophie y La dama de hierro). No queda claro que haya sido más exitosa que Katharine Hepburn, que fue candidata 12 veces pero gano cuatro Oscar.

La reflexión viene sin embargo por otro lado. De acuerdo, Meryl Streep no va a ganar. Pero ¿realmente necesita otra candidatura? ¿Y por un papel secundario en el cual ni siquiera se esfuerza demasiado? Quienes hemos visto En el bosque podemos estar de acuerdo en que Streep está bien (es una de las pocas cosas interesantes de la película), pero hasta ella sabe que se trata de una labor de stock que no requería de su reconocido histrionismo.

En fin, preocupémonos por J.K. Simmons y por Patricia Arquette. Si no ocurre nada raro, van a ser quienes acaparen la atención.

Lo que piensan los lectores


De acuerdo a los lectores que vienen participando en la "penca" del especial del Oscar de El País, no hay duda que Patricia Arquette es la favorita como actriz secundaria: tiene 43% y la que le sigue, Meryl Streep, tiene 29%. Para actor secundario la carrera la viene ganando Robert Duvall por El Juez (29%) pero andan cerca J.K. Simmons (25%) y Edward Norton (23%). Su voto decide así que participe en servicios.elpais.com.uy/especiales/oscar2015/.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados