La famosa pelirroja forjó su carrera en filmes de Ford

Falleció Maureen O’Hara, la estrella irlandesa del cine

Maureen O’Hara, la pelirroja más famosa de Hollywood, que fue protagonista de algunos de los mejores "westerns" del director John Ford, cerró sus inolvidables ojos verdes a los 95 años, rodeada de su familia, en su casa de Boise (Idaho).

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Maureen O’Hara

Nacida como Maureen FitzSimon en Renalagh, suburbio de Dublín, el 17 de agosto de 1920, contaba en su haber con 55 películas a lo largo de casi 60 años de trayectoria, que se vieron homenajeados en 2014 con la entrega del Oscar honorífico de la Academia de Hollywood.

Creció en una familia de artistas, ya que su madre fue contralto y su padre cantante y actor y, a los 14 años, fue admitida en la escuela de Arte Dramático del Abbey Theatre de Dublín, aunque antes había acudido a la Burkes Academy dublinesa.

A los 15 debutó en el teatro y después de un pequeño papel en la película británica "My Iris Molly", en 1938, fue descubierta por el cantante norteamericano Harry Richman, quien fijó sobre ella la atención de los productores de Londres.

Su primer papel en la gran pantalla llegó en 1939, cuando rodó junto a Laughton "Posada en Jamaica", bajo la dirección del maestro del suspense, Alfred Hitchcock.

Ese año se trasladó a Estados Unidos junto a Laughton, con quien compartió elenco en "Esmeralda la zíngara", adaptación cinematográfica de la novela de Víctor Hugo "El jorobado de Notre Dame".

En esa época la actriz, aconsejada por Laughton, había cambiado su apellido familiar por el de OHara, también de origen irlandés, pero más adecuado al mundo del celuloide.

Esta película lanzó al estrellato a la bella pelirroja, por lo que fue contratada por la productora estadounidense RKO, que la ligaría a Hollywood durante años.

Un año importante en su carrera fue 1941 cuando rodó por primera vez bajo la dirección de John Ford, que a partir de ahí la convertiría en su actriz fetiche. La película en cuestión: "Qué verde era mi valle".

John Wayne, actor cuya carrera también corrió ligada a la de Ford, se convirtió en su pareja cinematográfica en cinco filmes y fue su amigo más allá del celuloide.

Con Ford y Wayne, Maureen OHara rodará sus mejores películas, centradas sobre todo en el género del "western".

Con ambos trabajó en "Río Grande", en 1950, que supuso la primera colaboración cinematográfica de OHara con Wayne, y también un Oscar para Ford a la Mejor Dirección.

En 1952, los tres trabajaron en la comedia "El hombre tranquilo" (The quite man), por el que Ford ganó el Oscar a la Mejor Dirección, colaboración que volvieron a repetir en 1957 en "Escrito bajo el sol".

Además, en 1955 OHara rodó bajo la dirección de Ford, esta vez sin Wayne, "Cuna de héroes".

Algunas de sus legendarias interpretaciones fueron: "El cisne negro" (1942), "Buffalo Bill" (1944), "Simbad el marino" y "Débil es la carne" (1947), "Secreto de mujer" (1948), "Territorio Comanche" (1950) y "Lady Godiva" (1955), entre otros.

A lo largo de su trayectoria profesional alternó el cine con la televisión, medio en el colaboró en "shows" junto a Bob Hope o Perry Como.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)